La historia de dos jóvenes mexicanos gamers, que hoy emprenden, crean y venden sus propios videojuegos, como Flat Kingdom.

 

 

Nuevamente estoy emocionado porque me doy cuenta que cada vez hay más personas que buscan cambiar a México con su trabajo. Desde mi trinchera de periodista apoyaré a todos esos emprendedores y agentes del cambio que están buscando un mejor país y una mejor vida para todos.

Hoy les compartiré la historia de dos jóvenes emprendedores seleccionados por la iniciativa Emprende 3.0 como héroes emprendedores.

 

Diseñando un sueño

Eran altas horas de la noche. Gerardo García y Gustavo Monfore se encontraban terminando un proyecto de Apps. Por casualidad, se toparon con Indie Game: the Movie, una película que hablaba sobre desarrolladores independientes. La idea de convertirse en realizadores de videojuegos captó inmediatamente su interés y así surgió Fat Panda Games, una empresa mexicana especializada en el diseño de videojuegos.

Desde pequeños, estos jóvenes eran grandes fanáticos de los videojuegos. Sin dudarlo, comenzaron a investigar más acerca de la tendencia y el mundo que los atraía y apasionaba tanto.

Tras una ardua investigación, se dieron cuenta que no necesitaban de un medio físico para sacar adelante su proyecto, pues, para su fortuna, en Internet existen diversas plataformas virtuales que les permitían difundir trabajo entre el público. Consideraron que gracias a las oportunidades que les ofrecían estas plataformas virtuales estaban en un gran momento para convertirse en desarrolladores independientes.

Estructuraron su proyecto y buscaron financiamiento para sacarlo adelante. Tras un extenso trabajo y gran dedicación, recibieron el apoyo para desarrollar el primer beta del proyecto. Así consolidaron uno de sus planes más grandes y ambiciosos: Flat Kingdom, el cual se lanzará en la primavera del 2015 y estará disponible para PC y Mac.

Ahora, Gerardo y Gustavo trabajan para adaptar su videojuego a otro tipo de dispositivos electrónicos, como tabletas y teléfonos inteligentes.

Su empresa ha crecido y se ha extendido, adhiriendo nuevos miembros a su equipo de trabajo. Hoy son un grupo de 14 jóvenes que unen su ingenio para hacer que México despunte en la industria de los videojuegos y que tenga presencia en el extranjero.

Actualmente, se encuentran desarrollando un videojuego para teléfonos celulares llamado Lobo With Shotguns, en colaboración con el estudio de animación My Pet Stone Studios.

Estos jóvenes y su floreciente empresa tienen proyectado lanzar al menos 12 títulos más dentro de los próximos tres años y aliarse con otras firmas para la generación de nuevos proyectos. Fat Panda Games ha creado alianza con otros miembros de la industria como Cuxo Qujano, Manuel Somonte o Manami Matsumae, quienes han colaborado con algunas de las compañías de videojuegos más populares.

Para concretar su proyecto, han buscado financiamiento por distintos medios, en espacios para emprendedores y en plataformas digitales para la recaudación de fondos. Desgraciadamente, la industria de los videojuegos en el país está iniciando y no es considerado un negocio rentable, por lo que resulta sumamente difícil recibir el apoyo. Lo que muchos desconocen es que esta industria genera más ganancias anuales que el cine y la música.

Entre sus planes contemplan crear un centro de capacitación para otros desarrolladores en conjunto con alguna universidad, de manera que puedan generar más profesionales y, sobre todo, más campos de trabajo para desarrolladores nacionales y evitar la enorme fuga de talentos que se da actualmente.

Los fundadores de esta empresa no ven ningún impedimento para que México destaque como uno de los países más importantes en el diseño de videojuegos.

Disfrutan lo que hacen, pues no sólo han logrado consolidar una empresa sustentable, además, a diario disfrutan haciendo lo que aman. Para ellos, el ser realizadores de videojuegos no es un trabajo, es un sueño hecho realidad. Estos emprendedores han demostrado que la pasión por un proyecto puede generar grandes resultados.

Su trabajo no ha sido fácil, pero están decididos a hacer lo necesario para destacar entre la enorme oferta de videojuegos. Por ese motivo, Fat Panda Game se ha sumado al grupo de emprendedores aliados de la campaña Emprende 3.0 en el estado de Yucatán.

Emprende 3.0 es una iniciativa de Reinventa, Incubadora de Ideas, que se realiza en colaboración con el Instituto Nacional del Emprendedor y tiene como objetivo difundir el espíritu emprendedor a nivel nacional. Para mayor información sobre la iniciativa y las herramientas de apoyo al emprendimiento visita www.emprende3.mx

 

Una de… Unreasonable México e Iluméxico

  • Les recuerdo que el pasado 8 de diciembre se abrió la convocatoria para buscar un lugar en el Instituto Irrazonable de Unreasonable México (http://www.forbes.com.mx/un-concepto-irrazonable-que-busca-cambiar-mexico/ ) Estos entusiastas jóvenes buscan a los emprendedores más irrazonables del país para mandarlos a vivir cinco semanas en una casa con 50 mentores irrazonables y para acercarlos con inversionistas y fondos de inversión.
  • Muchas felicidades a Manuel Wiechers, quien fue uno de los ganadores del “ABC Continuity”,  foro internacional que apoya a líderes con soluciones a problemas sociales. Manuel es fundador de Iluméxico, proyecto que busca llevar paneles solares a comunidades pobres del país.

 

 

Contacto:

Correo: [email protected] / [email protected]

Twitter: @elopez_loyola

 

Siguientes artículos

Malala: la voz que no pudieron silenciar los talibanes
Por

Cuatro meses antes de que ganara el Premio Nobel de la Paz, Forbes invitó a la adolescente paquistaní y activista por la...