EFE.- El secretario general del sindicato español UGT, Pepe Álvarez, afirmó este miércoles que la pandemia da una oportunidad para “reiniciar el planeta con justicia climática y social” y plantear reivindicaciones sindicales que la pandemia de Covid-19 ha puesto de relieve.

“Es una gran oportunidad para reiniciar el planeta con justicia climática y social, para hacerlo de manera decidida y avanzar hacia ese nuevo contrato social y ecológico”, dijo Álvarez en un debate virtual con líderes sindicales de la Unión Europea organizado por la Confederación Europea de Sindicatos.

El secretario general de UGT consideró que el movimiento sindical europeo tiene que convertir la pandemia en una oportunidad puesto que esta “desgraciadamente ha puesto de manifiesto” que “el sindicalismo tenía razón” en muchas de las cuestiones que han planteado en los últimos años y que no habían encontrado respuesta favorable.

En este sentido, destacó que ha mostrado que los servicios públicos “son un pilar fundamental para el conjunto de la sociedad” y que la globalización, “que hace no mucho era incuestionable, hoy tiene que ser cuestionada porque esta pensada para servir solo a sí misma”.

Se abre además una oportunidad para “trabajar a fondo” para atajar el cambio climático que “no se puede arreglar” sin solventar el problema de fondo que, consideró, “es el modelo capitalista”.

Por ello abogó por “poner sobre la mesa todas estas contradicciones” y “encontrar nuevas alianzas”.

Sigue aquí el avance contra la pandemia en México y el mundo

Entre las medidas que UGT ve prioritarias para mitigar la crisis sanitaria, económica y social destacó combatir la degradación del planeta, avanzar en los objetivos de desarrollo sostenible, repensar la movilidad, mejorar la calidad del aire, impulsar el desarrollo rural y la creación de empleos “verdes”, y apostar por el turismo sostenible, entre otras.

Consideró que los fondos europeos son “una gran oportunidad” para acometer estas tareas, algo que “tiene que hacerse con diálogo social”.

“Espero que como ha dicho la presidenta de la Comisión Europea, Úrsula von der Leyen, estos fondos tengan como centro estos objetivos y no vuelvan a obligar a los países a reducir los derechos de sus ciudadanos y ciudadanas”, afirmó.

En este sentido, la economista Mariana Mazzucato, quien participó en el debate, coincidió en que las discusiones sobre la transición, la justicia social, la desigualdad o la inclusión deberían llevarse al centro del debate económico.

Mazzucato consideró “positivo” que el plan de recuperación europeo, si bien “no es perfecto”, no esté condicionado a la austeridad como ocurrió durante la crisis financiera, sino a invertir en digitalización, clima y sanidad, pero destacó que los países deben tener la capacidad necesaria para aprovecharlo.

“Si no tienes un buen sistema de innovación e inversión, puedes tener el dinero que quieras, aumentará la deuda, pero no impulsará el crecimiento a largo plazo”, añadió.

Los fondos, consideró, son “un posible momento Plan Marshall, pero “si sobre el terreno los Estados miembros no tienen la capacidad de absorber estos fondos (…) entonces este momento será desperdiciado”. 

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

 

Siguientes artículos

Trans
Nueva York deroga ley en favor de transexuales
Por

La ley de 1976 era utilizada por policías para detener a mujeres transexuales inconstitucionalmente