La preocupación sobre la inteligencia artificial y la robótica llevó a un grupo de expertos y empresarios de esas áreas a lanzar una petición para prohibir las armas autónomas.

En una carta dirigida a la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Convenio sobre Ciertas Armas Convencionales, 116 especialistas y líderes de empresas, entre ellos Elon Musk, CEO de Tesla y SpaceX, advirtieron los riesgos del desarrollo de armas que empleen la inteligencia artificial.

“Las armas autónomas letales amenazan con convertirse en la tercera revolución bélica. Una vez desarrolladas, permitirán que un conflicto armado se eleve a una escala mayor que nunca y a intervalos de tiempo más rápidos de lo que los humanos pueden comprender”, alertaron.

“Pueden ser armas de terror, armas que los déspotas y los terroristas usen contra poblaciones inocentes y armas hackeadas para comportarse de manera indeseable. No tenemos mucho tiempo para actuar. Una vez que se abra la caja de Pandora, será difícil cerrarla”, agregaron.

PUBLICIDAD

Lee también: Inteligencia artificial es más riesgosa que Norcorea: Musk

Los expertos aplaudieron la decisión de la Conferencia para crear el Grupo de Expertos Gubernamentales sobre Sistemas de Armas Letales Autónomas, presidido por Amandeep Singh Gill, embajador de la India.

Además, indicaron que muchos de sus investigadores e ingenieros están ansiosos por ofrecer asesoramiento técnico.

Asimismo, pidieron a los países que participan en el Convenio a esforzarse y cumplir con sus contribuciones financieras a fin de impedir una carrera armamentista.

Los firmantes de la petición son en su mayoría fundadores y presidentes de compañías dedicadas al desarrollo de robots en una veintena de países.

Uno de ellos fue Mustafa Suleyman, fundador de director del área de Inteligencia Artificial Aplicada de DeepMind, empresa británica que compró Google en 2014.

Estados Unidos, Rusia, China, Francia, Reino Unido, Israel y Corea del Sur son los países más avanzados en el desarrollo de sistemas de defensa autónomos, de acuerdo con el diario español El País.

La armada estadounidense, ejemplificó el rotativo, tendrá en breve el buque autónomo “Sea Hunter”, un barco de guerra con mando a distancia.

 

Siguientes artículos

Hablar de Estado Islámico, imprecisión conceptual
Por

La ocupación soviética en Afganistán, la guerra civil en Siria iniciada en 2011 y el fin del régimen de Sadam Hussein en...