Notimex.- La ambientalista Greta Thunberg afirmó que los líderes mundiales dicen que escuchan y entienden la emergencia ambiental, pero en un año de huelgas climáticas nada ha cambiado; por cada paso que dimos, retrocedimos cinco y los científicos han dicho que estamos lejos de la meta de aumento de temperaturas por debajo de 1.5 grados Celsius.

Después de tres mil 406 eventos en 149 países en el mundo y de los récords de huelgas climáticas de septiembre al sacar a las calles a 7.5 millones de jóvenes, las conclusiones de la adolescente sueca que comenzó el movimiento son desalentadoras, por lo que el 6 de diciembre volverán a protestar y esperan grandes movilizaciones en Madrid, España, y Santiago, en Chile.

El pasado 29 de noviembre los huelguistas juveniles volvieron a las calles para resaltar la urgente necesidad de tomar medidas para detener el colapso climático, ya que delegados de todo el mundo asisten a las conversaciones sobre el clima en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), iniciadas esta semana aquí.

Luisa Neubauer, la activista climática alemana y principal organizadora de la huelga escolar por el movimiento climático inspirada en Greta Thunberg, señala que “los ojos de todas las generaciones futuras están puestos en los gobiernos del mundo reunidos en la COP25, por lo que hoy, justo antes del comienzo de la cumbre del clima, llamamos a este escándalo”.

“En las calles de todo el mundo, decimos que es hora de unirnos detrás de la ciencia; exigimos que los líderes actúen de acuerdo con los hallazgos de la ciencia básica, ciencia tan clara que incluso los niños la entienden”, afirmó Neubauer.

Por su parte, Ángela Valenzuela, coordinadora de Fridays for Future en Santiago de Chile, menciona que “les pedimos que entiendan la crisis climática como una crisis de derechos humanos, como una crisis de justicia”.

Agrega que “los sistemas de opresión coloniales, racistas y patriarcales han originado la crisis climática y la han agravado; debemos desmantelarlos a todos, porque quizá lo más importante es que la crisis climática es una crisis de voluntad política”, y así lo ha dicho el secretario general de la ONU, António Guterres.

May Boeve, director de la organización de la sociedad civil “350.org”, considera que “este ha sido un año histórico, ya que vimos a millones de personas en todo el mundo salir a las calles como parte de las huelgas climáticas”.

“Es imposible que los gobiernos continúen ignorando cómo las personas de todos los sectores exigen el fin de la quema de combustibles fósiles, la transición a las energías renovables y pidan cuentas a los contaminadores por el desastre causado”, manifestó.

Pide “expulsar a los cabilderos de la industria de los combustibles fósiles de la COP25, pues están aquí para bloquear el progreso, cuando el mundo necesita avanzar desesperadamente”.

 

Siguientes artículos

Reporteros de Bloomberg quedan fuera de campaña de reelección de Trump
Por

Esto luego de que el dueño de la agencia de noticias, Michael Bloomberg, anunciara formalmente que buscará la candidatur...