Luego del impacto del Covid-19, el 83% de las compañías mexicanas confía en que lograrán crecer los siguientes 12 meses; sin embargo, el 54% anticipa alguna interrupción en su cadena de suministro, de acuerdo con un estudio de HSBC.

De acuerdo con la encuesta de HSBC “Navigator: el sentir de las empresas 2021”, el 22% de las compañías consultadas prevé que sus ingresos podrían aumentar más de 20% y retomar la rentabilidad que tenían a niveles prepandemia hacia agosto de 2022.

No obstante, el 54% anticipa alguna interrupción en la cadena de proveedores y el 15% ve este tema como una amenaza; cifras más optimistas en comparación con el promedio mundial, donde el 71% prevé esta situación y el 23% lo considera un riesgo.

Lee: Jack Dorsey, presidente de Twitter, renunciaría a su cargo: CNBC

En este sentido, Diego Spannaus, director ejecutivo de Comercio Exterior y Factoraje de HSBC para México y Latinoamérica, explicó que un 30% de las compañías nacionales anticipa que el comercio internacional fluirá de forma positiva el siguiente año, nivel también superior al promedio global.

“La interrelación comercial y la fuerte integración de cadenas de suministro con Estados Unidos, así como un fortalecimiento con Asia podría estar siendo clave en el panorama que perciben las empresas en México”, indicó.

Asimismo, un 49% dijo que su número de proveedores internacionales se ha mantenido sin cambios, el 32% incrementó y el 19% disminuyó, mientras que el 47% ha dado prioridad a proveedores con prácticas sustentables.

También manifestaron como una de sus mayores preocupaciones un rebrote del Covid-19, con un 55% de las respuestas frente al 40% global.

“Un 60% en México considera que el resurgimiento de la enfermedad sería uno de los mayores retos macroeconómicos a enfrentar en los siguientes 12 meses, nivel también por arriba del promedio. Otro factor de preocupación es la inflación al alza”.

Dentro de sus prioridades, dijeron, está mantener el crecimiento de sus ingresos, buscar expandirse a nuevos mercados, invertir en nuevas tecnologías o herramientas digitales, e incorporar tecnologías que les permitan permitir o mejorar el trabajo remoto.

De la misma forma, las principales acciones para ser más resilientes en lo sucesivo son la inversión en tecnología en un 44%, entrenamiento de su fuerza laboral en un 35% y el establecimiento de objetivos sustentables en el 27%.

Mientras que el 56% señaló tener un creciente interés en temas sustentables, de los cuales 55% dijo haber incorporado ya en sus modelos de negocio y un 43% comentó que ya cuenta con objetivos de cero emisiones en sus operaciones, mientras que 48% espera incorporarlas en los próximos 12 meses y solo un 9% no tiene planes de hacerlo.

De hecho, el 51% de las empresas consultadas en México dijo que podría invertir entre un 5 y 10% de su beneficio operativo para hacer su negocio más sustentable en los siguientes 12 meses.

Suscríbete a Forbes México

 

Siguientes artículos

Latam airlines
Acciones de Latam se desploman en bolsa chilena tras anuncio de plan de reorganización
Por

El plan de reorganización de la aerolínea diluiría el capital actual de la empresa