EFE.- El presidente de BlackRock, Larry Fink, ha advertido este jueves de los riesgos de la “crisis silenciosa” a la que se enfrenta Europa, cuya población cada vez vive más tiempo pero está “mal preparada para su jubilación”,  circunstancia que podría hacer que la economía se ralentizara “todavía más”.

“Cada vez queremos vivir más tiempo, pero no nos planteamos cómo vamos a mantenernos económicamente en nuestra vejez”, ha indicado Fink en la última sesión de la Conferencia Internacional de Banca 2020, en la que ha instado a abordar este problema para evitar un miedo generalizado a la jubilación que afectaría negativamente al consumo y reduciría la esperanza en el futuro.

También lee: Carlos Slim recomienda elevar hasta los 75 años la edad de jubilación

El presidente de la mayor gestora de fondos del mundo ha llamado a potenciar los estímulos fiscales frente a una política monetaria que, aunque en la última década ha sido una “herramienta muy, muy importante”, crea “una desigualdad enorme entre quienes poseen activos financieros y quienes no“.

Respecto al escenario de bajos tipos de interés, ha asegurado que “está haciendo daño” a los bancos, “que ganan mucho dinero con las transacciones”, y ha lamentado la prudencia de los ahorradores en el Viejo Continente, donde la inmensa mayoría dispone únicamente de su cuenta bancaria y no participa en los mercados de capital.

No te pierdas: AMLO anuncia reforma para aumentar 40% pensiones de trabajadores retirados

Fink también se ha referido a las expectativas de transformación de las empresas, “están estableciendo relaciones mucho más profundas con su personal y sus empleados”, especialmente tras la crisis sanitaria del coronavirus.

Urge un nuevo contrato social

Unas palabras en las que ha insistido la presidenta del Banco Santander, Ana Botín, que ha pedido un nuevo contrato social “urgente”, ya que la pandemia ha hecho que crezca la división entre los que tienen recursos y los que no.

“Necesitamos más seguridad, transparencia, y una fiscalidad justa para que la economía sea sostenible y no necesite apoyos. Esto lo tienen que hacer juntos el sector público y el sector privado”, ha explicado Botín en la Conferencia, organizada por la entidad.

“El Estado no va crear sólo la prosperidad. Tiene que intervenir el sector privado”, ha dicho.

Sigue la información de la Economía y Finanzas en nuestra sección especializada

La salud, la calidad de vida y el bienestar dependen no ya de lo que hacemos como personas cada uno sino de cómo actúen la sociedad, y los gobiernos tienen una responsabilidad en la transformación de la economía y de la sociedad y tienen que trabajar de forma coordinada -ha recalcado-, pero “parece que vamos en dirección contraria”.

“Hay mucho por hacer” y es importante estar de acuerdo en los estándares, ha añadido Botín, que ha puesto como ejemplo a la propia entidad, que este año es neutral en emisiones de carbono, así como sus clientes.

La unión bancaria, clave

Para Botín, el futuro del sector en Europa pasa por un mercado único, como el de Estados Unidos, y una “regulación más justa” que adapte tanto la normativa como el régimen de impuestos a la nueva era tecnológica.

Esta idea de la coordinación a nivel global, o al menos, regional, es, en su opinión, una de las claves para que el “mundo interconectado” actual supere cuanto antes y mejor la crisis del coronavirus.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

A nivel de negocio, la presidenta del Santander ha destacado la fortaleza de los mercados emergentes en Latinoamérica, entre los más atractivos del mundo y donde aún queda camino por recorrer en materia de bancarización.

“Me sorprende que Estados Unidos no mire hacia el sur, donde está creciendo un fantástico mercado de consumo. Las instituciones sabemos cómo son y hay muchísimo trabajo, pero van mejorando”, ha concluido optimista Botín. 

 

Siguientes artículos

Ford Mustang Mach
Ford presenta el Mustang Mach-E, su primer auto eléctrico fabricado en México
Por

Los vehículos serán comercializados a partir de 2021 en todo el mundo.