En febrero, la oferta principal de Políglota era la enseñanza de idiomas con el método social, una estrategia que mediante clases con interacción con personas del mismo nivel del idioma, fomenta el desarrollo de habilidades lingüísticas en los aprendices.

Mujeres poderosas 2020: descarga gratis la edición impresa de Forbes México

Al mes siguiente, se declaró al covid-19 como pandemia y todo se transformó para la empresa originaria de Chile. Entonces desarrollaron una plataforma para adaptarse a las nuevas necesidades con el distanciamiento social.

“Apenas supimos que venía esta crisis, el 15 de marzo, nos sentamos con nuestro equipo y supimos que teníamos que cambiar muy rápido. Veníamos haciendo más de 1,500 sesiones al mes junando personas físicamente en cientos de cafetería en Latinoamérica y esto era una sentencia de muerte para nuestro modelo”, comentó a Forbes Nicolás Fuenzalida, country manager de Políglota en México.

Las clases se impartían en cafeterías cercanas a los centros de trabajo de los alumnos dos o tres veces por semana. Ahora se realiza bajo la misma dinámica pero de manera remota lo que además ha abierto la posibilidad a estudiar con personas de otros países, con buena aceptación por parte de los aprendices. La mayoría de las lecciones que se imparten son para inglés, pero también se demandan francés, italiano y portugués.

De acuerdo con OCC Mundial, el 80% de las vacantes piden un nivel avanzado de inglés y sólo el 20% de profesionistas cumple el requisito. 

Sigue la información sobre la economía y los negocios en Forbes México

Ante el escenario que siguió, la empresa se debatió entre esperar a que pasara la tormenta o intentar hacer algo para permanecer en el mercado. Así que su alternativa fue la adopción de lecciones en línea. Si bien, ya se alistaba el plan de adoptar modalidades online, la pandemia aceleró esta decisión.

“En dos semanas lanzamos un nuevo producto con la sensación de no saber qué iba a pasar, de si íbamos a poder mantener la experiencia que estábamos ofreciendo en cafetería en línea”, acotó.

Esta nueva modalidad no solo mantuvo a la mayoría (85%) de los alrededor de 1,400 usuarios activos antes de la pandemia, sino que atrajo a nuevos y amplió la oferta de horarios del servicio al no depender de los traslados de las personas. Aunado a ello, los precios se redujeron en alrededor de 40%, según el representante de la firma.

De acuerdo con Fuenzalida, mayo ha sido el mejor mes en la historia de la empresa, fundada en 2017, por el crecimiento de nuevos alumnos atendidos, con un alza de 20%. Además, les ha permitido ampliar su presencia territorial más allá de lo físico. Antes de la pandemia tenían sucursales en Chile, Perú y México; ahora además cuentan con alumnos de Colombia y Nicaragua, y se encuentran cerca de aterrizar en Ecuador.

Inversionistas en tiempos de covid-19

A raíz de esta expansión, la empresa sumó personal para atender las nuevas necesidades de clases en línea; en México colaboran 25 personas mientras que suman alrededor de 80 en los tres países.

“El momento que estamos teniendo es tan potente que tenemos que inyectar más recursos. Tenemos que hacer crecer un poco más el equipo, invertir un poco más en marketing, entonces estamos abriendo una ronda de capital, ya estábamos en conversación con algunos fondos antes de la pandemia y dado el éxito que tuvimos en estos últimos dos meses, decidimos que queremos potenciar el crecimiento.

“No lo necesitamos para sobrevivir ya pero creemos que podemos ir mucho más allá”, indicó el country manager.

Con ese capital buscarán ampliar su presencia a ciudades como Miami, Bogotá y Sao Paulo. Para este año, el pronóstico de ventas era de 4 millones de dólares, pero con la pandemia, el panorama se ajustó: primero a la baja, pero ahora con proyecciones mayores a ese monto, adelantó Fuenzalida.

 

Siguientes artículos

Trump dice que juega al golf ‘muy rápido’ para hacer ‘un poco’ de ejercicio
Por

El presidente de EU respondió a quienes le critican por haber ido a jugar al golf y aseguró que lo hace "muy rápido" par...