La estadounidense Constellation Brands dijo el miércoles que ha iniciado el proceso para reducir la operación de sus cervecerías en México luego de que el Gobierno prohibiera a las industrias consideradas “no esenciales” a detener o poner al mínimo su producción en medio de una emergencia por el coronavirus.

“Constellation Brands (…) ha iniciado el proceso para reducir la operación de sus cervecerías en México a un nivel que proteja a su gente, la sustentabilidad ambiental y evite impactos irreversibles a sus operaciones”, dijo la firma en un comunicado.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Constellation importa la cerveza Corona y el resto de marcas del Grupo Modelo a Estados Unidos.

“La seguridad, salud y bienestar de nuestros colaboradores, proveedores y comunidades de las que formamos parte sigue siendo nuestra absoluta prioridad, nuestros pensamientos para aquellos afectados por este terrible virus”, dijo Bill Newlands, Presidente y CEO de Constellation Brands. “Estamos tomando estas medidas adicionales después de tener mayor claridad sobre la respuesta del gobierno mexicano ante esta crisis de salud y económica. Estas acciones son adicionales a las medidas rigurosas que la compañía ya ha implementado para asegurar la salud y seguridad de nuestros colaboradores y visitantes”.

Esta cervecera cuenta con la planta de Nava en Piedras Negras, Coahuila, y una planta de Ciudad Obregón, Sonora.

Sigue la información sobre la economía y los negocios en Forbes México

 

Siguientes artículos

petróleo
Baja en exportación de crudo es por mercado y no por política pública
Por

El gobierno de México dijo que se duplicará la refinación de petróleo en México, pero los analistas y las cifras del mer...