Las cerveceras no son las únicas que sufrirán estragos durante esta cuarentena pues las tabacaleras también están atravesando momentos difíciles debido al paro en la fabricación y comercialización de cigarros, al no ser considerada una de las industrias esenciales por el gobierno de México durante la contingencia sanitaria.

Philip Morris, la dueña de los cigarros Marlboro, Delicados y Benson &Hedges, lleva casi mes y medio sin manufacturar tabaco terminado y asegura que está a punto de empezar a incumplir compromisos contractuales internacionales debido a que su planta en Zapopan, Jalisco, está parada.

La empresa produce en esta fábrica 26,000 millones de cigarros al año, para el mercado nacional, pero la planta es la más importante de la compañía en la región y exporta a 15 países.

Lee: IP celebra reactivación económica; faltó incluir a la cerveza: Canacintra

“Nuestra cadena de suministro es vital. Pequeños, medianos y grandes comercios tienen un ingreso muy significativo por la venta de nuestros productos. Si a ellos les va bien, entonces los hogares mexicanos seguirán teniendo acceso a muchos artículos esenciales”, señaló vía correo electrónico Philip Morris a Forbes México.

En abril, la industria presentó una disminución en ventas del 12%, de acuerdo con un estudio realizado por Nielsen.

Según la empresa, la mayoría de países de la región de América Latina se mantuvo la producción durante la cuarentena ya que los cigarros fueron considerados productos de consumo habitual.

La tabacalera asegura que su operación genera 1,500 empleos directos y más de 6,500 indirectos, entre productores, jornaleros y cadena de distribución, por ello ”es fundamental preservar esos puestos de trabajo en estos momentos tan complejos”.

Sin embargo, el 29 de abril, un grupo de expertos en salud reunido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) estableció que los fumadores tienen más probabilidades de desarrollar síntomas graves en caso de padecer Covid-19, en comparación con los no fumadores, por lo que gobiernos como el mexicano designó a esta industria como no esencial.

En México existen 15.6 millones de fumadores, de acuerdo con la última Encuesta Nacional de Consumo de Drogas, Alcohol y Tabaco 2016-2017.

Philip Morris, la dueña de Marlboro, lidera la venta de cigarrillos en el país, con más del 60% de participación de mercado, según Euromonitor.

Consumidores recurrirán al mercado ilegal si hay desabasto

A pesar de que el desabasto de cigarros todavía no es tan pronunciado como el de la cerveza en México, algunos fumadores reclaman que las tienditas se tardan cada vez más en abastecer cajetillas.

“Generalmente, la demanda de tabaco en México no disminuye tanto como otros productos al frente de una crisis. En el suministro de cigarrillos, las tabacaleras probablemente tendrán suficiente inventario para los próximos 2-3 meses. Por eso, el precio de cigarros no debería crecer de manera orgánica por esta situación. Sin embargo, si el desabastecimiento se extiende por un largo tiempo, se podría esperar la aceleración de migración hacia el mercado ilegal”, señala vía correo electrónico Catherine Krol, analista en Euromonitor Internacional.

Philip Morris advirtió que cuando los productos legales escasean la gente termina comprando cigarros ilegales sin saberlo por lo que podrían incrementar el comercio ilícito.

“Por otro lado, un mercado ilegal creciente, reduce los ingresos del gobierno. Hemos contado con el inventario básico para satisfacer la demanda legal durante algunas semanas de la cuarentena, pero esta no será una situación sostenible a mediano plazo”, dijo la compañía.

Desde comienzos de abril esta empresa junto con British American British American Tobacco, dueña de Lucky Strike y Monatana, detuvieron su producción.

Forbes México buscó a British American Tobacco para conocer su situación sin obtener respuesta alguna. 

Se calcula que el mercado ilegal es de más de 6,000 millones de cigarros al año. “sin duda, la escasez de producto legal elevará los incentivos para las redes de distribución de producto falsificado, no declarado o que no paga impuestos”, agrega la dueña de Marlboro.

Nuevas advertencias sobre Covid-19

Por si fuera poco, también las tabacaleras tendrán que comenzar a publicar en sus cajetillas etiquetas acompañadas de imágenes que adviertan su consumo puede agravar el daño por Covid-19, a partir del 1 de diciembre de 2020 y hasta el 30 de noviembre de 2021.

A  pesar de que no hay evidencia científica concluyente sobre la relación entre el Covid-19 y fumar, la industria legal en México siempre ha dado cumplimento a estos requisitos y seguiremos cumpliendo”, agregó la empresa.

 

Siguientes artículos

Michoacán-santuario-mariposa-monarca
Incendio termina con 100 hectáreas de Biosfera de la Mariposa Monarca
Por

Tras cinco días de permanente combate, 300 brigadistas lograron apagar el fuego.