Por Sheila Sánchez y Luis Lozano
Este lunes 1 de junio comienza la nueva normalidad, así llamada por las autoridades federales, en la que uno de los principales cambios será la difusión de un semáforo por entidad que marcará el riesgo de contagio y las actividades e industrias que podrán reabrirse.

En su conferencia del viernes 29 de mayo, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, recordó que hasta entonces, 31 entidades se encontraban en color rojo, es decir, máximo riesgo de contagio, mientras que solo Zacatecas estaba en color naranja, con alto riesgo de contagio.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

En ese entendido, el lunes prácticamente en todo el país solo se permitirá la reapertura de empresas que participen dentro de las nuevas actividades esenciales: construcción, minería y fabricación de equipo de transporte, con las reservas que se han establecido para esos sectores en algunas entidades, mientras que Zacatecas podría hacer una reactivación reducida de las industrias no esenciales.

Ante esta situación, la incertidumbre prevalece en empresas de industrias esenciales y no, según reconocieron para Forbes. Entre las dudas de cómo amanecerá el semáforo el próximo lunes y qué acciones podrán retomar, así llega el sector privado a este comienzo de la nueva normalidad.

Industria automotriz

La industria automotriz comenzó el proceso de adaptación desde el pasado lunes 18 de mayo, con la implementación y registro de protocolos sanitarios ante el IMSS. Y algunas compañías optaron por reanudar de inmediato, como Nissan o General Motors que echaron a andar plantas en el país desde esa semana.

En contraste, otras empresas han tenido que esperar la aprobación y validación de sus protocolos. De las más de 5 mil empresas del sector transporte que solicitaron abrir, 75% recibió la autorización para ello, aunque tuvieron que atenerse a las reservas locales.

“Todo es muy incierto. Como clúster estamos preparados. Estados Unidos ya está necesitando estos insumos y esta proveeduría, y tenemos que estar listos para que no vayan a otro país”, comentó Mónica Mendoza, presidenta del Clúster Automotriz GIRAA en Aguascalientes.

Sigue la información sobre la economía y los negocios en Forbes México

A nivel nacional, la Industria de Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index) reconoció que el 90% de su sector estará en operaciones por considerarse esencial, desde el 45% que operaba acorde con la primera lista de actividades esenciales.

“Nos gustaría primero certidumbre de lo que podemos operar, porque es muy importante información oficial con tiempo, que nos permita ir tomando acciones, la gente no está aquí a una ‘llamada telefónica'”, indicó Luis Aguirre Lang, presidente de Index. Agregó que una eventual recuperación podría esperarse hacia el último trimestre del año.

La gran mayoría de las empresas deberá de realizar un análisis que atienda a cómo se va a comportar la demanda de los productos y servicios que ofrece al mercado.

“Por ejemplo, en el caso del sector automotriz deberán plantearse qué modelos específicos son los que voy a fabricar primero, qué líneas de producción tienen que activar. A la vuelta a los lugares de trabajo y a una relativa normalidad en las operaciones esta ‘normalidad’ no va a ser como antes y la demanda que vamos a tener en nuestros productos y servicios no va a ser la misma desde el inicio”, señala Carlos Zerraga, Pwc.

Construcción reconoce lento avance

Desde finales de marzo pasado, la industria de la construcción ya había trabajado en un protocolo para proteger la salud de los empleados y establecer rutinas de trabajo con sana distancia. Después, cerraron con la declaratoria de suspensión de actividades por la emergencia.

Tras el acuerdo que consideró esta actividad como esencial, de este sector es la mayoría de las empresas que han solicitado la reapertura ante el IMSS, con 8 mil de las 15 mil que hicieron el trámite, de acuerdo con el director del instituto, Zoe Robledo; sin embargo, también son los que menos autorizaciones han recibido, con apenas 6% de autorizaciones, debido a la variedad de condiciones de trabajo y número de empleados que presenta este sector.

“Nosotros esperábamos que entre el 18 y el 31 de mayo algunas empresas pudieran cumplir con este proceso a través de la plataforma del IMSS, que pudieran arrancar operaciones”, lamentó el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC). Añadió que en Quintana Roo la reactivación será el 8 de junio mientras que en Morelos y Puebla será hasta el día 15.

Sigue la información de los Negocios en nuestra sección especializada

Adelantó que tras una reunión con Robledo este viernes, se prevé la reapertura de muchas más que ese 6% de empresas para el próximo lunes, aunque también anticipó que habrá una reactivación lenta de la economía, pues a este regreso le añadirán otros obstáculos en la construcción.

“El llamado lo hemos estado haciendo a través de las constructoras a que todos hagamos un esfuerzo a cumplir con estos protocolos. Habrá capacitación permanente, hemos pedido que lleven una bitácora de control como lo hacemos para temas de seguridad”, explicó.

Las cerveceras siguen evaluando su regreso

Por su parte, Grupo Modelo aún se encuentra trabajando con las autoridades en los protocolos, así como medidas de seguridad e higiene, para su regreso a la nueva normalidad. “Queremos estar seguros de cumplir con todo lo necesario“, señaló la compañía a Forbes México .  

La producción de cerveza pasó a formar parte de las actividades esenciales que podrán operar a partir de junio en la Ciudad de México y el mayor grupo cervecero de México tiene una planta en la capital.

El resto de la industria también está trabajando en alinear sus protocolos a las medidas que van anunciado a las autoridades con planes estratégicos que incluyen medidas, controles, calendarización, entre otras cosas, para cuidar a clientes y consumidores, sumando aprendizajes de otros mercados alineados a las medidas locales, conforme abracemos la nueva normalidad.

Los pequeños comerciantes tampoco ven claro

Mientras que la Asociación Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec), que representa el 52% del abasto de alimentos y bebidas en el país a través de las ‘tienditas’ de la esquina, considera que no existen reglas claras por parte de las autoridades para saber cómo será este regreso a la “nueva normalidad“.

“Falta mucho acompañamiento en las nuevas reglas del juego para saber cómo nos vamos a mover, en qué condiciones y cuáles son nuestras responsabilidades. Para ello debe de haber comunicación y acompañamiento por parte de la autoridad y creemos que hay mucha confusión porque no se ha dejado claro cómo está el tema de las nuevas reglas de convivencia que se van a adoptar hasta que no se tenga la vacuna”, dijo Cuauhtémoc Rivera, presidente de la Anpec en el Foro Forbes Conecta: Business Disruption.

En México existen cerca de 1.2 millones de ‘tienditas’ a lo largo y ancho del país que generan poco más de 2 millones de empleos.

También lee: Walmart México se adelanta a la ‘nueva normalidad’ con su modelo omnicanal

Las ‘tienditas’ siguen en operación por formar parte de la industria esencial con crecimientos del 20% en sus ventas. Sin embargo, gran parte de ellas se vio afectada porque han visto una disminución de compra debido a que los sueldos de sus clientes han bajado o no acuden por falta de empleo.

“Podemos decir que el ingreso de las familias ha caído de manera importante y con ello, la posibilidad de compra, por lo que los márgenes que tiene el canal se han visto perjudicados”, dijo Rivera. 

Además, necesitan reforzar su tecnología como lo hace el canal moderno, con el ejemplo específico de Walmart, que ha mostrado una gran capacidad de sortear los efectos de la pandemia mediante el uso de aplicaciones móviles para las entregas a domicilio, servicios de entrega de pedidos en puntos de venta o por Drive Thru.

¿Cómo será el regreso a la nueva normalidad?

La consultora KPMG señala que el 33% de 64 altos directivos mexicanos  encuestados opina que la recuperación de su negocio será en un plazo menor a seis meses, en tanto, el 67% opina que llegara en más de 7 meses

“El resultado de cada empresa dependerá de la forma en la que replantee su modelo de negocio ante el patrón previsto de recuperación y la velocidad con la que ejecuta la digitalización para adecuarse y transformar su modelo operativo“, señaló Jesús Luna, Socio Líder de Gestión de Riesgo Empresarial de KPMG en una conferencia virtual.

En el caso de Miniso, la cadena japonesa, considera que va abrir paulatinamente sus tiendas dependiendo de su locación. Por ejemplo, en Colombia donde ya están trabajando en la reapertura, se ha dado de forma lenta.

“En Colombia se ha dado de una forma muy cuidadosa de acuerdo con el gobierno, se están tomando todas las medidas de salubridad, se han hecho algunos ajustes en las tiendas, con el personal y somos muy cuidadosos con todo este. Siempre hay que estar al pendiente de todo lo que pueda pasar. Que no haya aglomeraciones, el uso de cubrebocas y de antibacteriales, etc”, explica Arturo Tishman, vicepresidente Comercial de Latinoamérica en Miniso.

El directivo recalca que la afluencia no es la misma ya que no operan en los centros de comerciales porque no están abiertos y la gente va con cautela,

 

Siguientes artículos

contagios coronavirus covid-19
México registra 6,891 nuevos casos de Covid-19: Ssa
Por

México registró 6,891 nuevos casos confirmados de coronavirus y 665 fallecimientos por este padecimiento, de acuerdo con...