La pandemia de Covid-19 vació las pistas de los salones de baile de la Ciudad de México desde hace casi un año, desde ese entonces, las sillas permanecen encimadas sobre una esquina y la penumbra. Sin embargo, los centros de entretenimiento social sobrevivientes están dispuesto a evolucionar para la nueva normalidad, sobre todo desde una perspectiva cultural.

La emergencia sanitaria para estos lugares ha sido complicada, ya que algunos no han abierto sus puertas, mientras que otros sobrellevaron las cuentas a través de filmaciones en su locación para grupos musicales. Aunque hay la esperanza de volver a operar debido a la vacunación, es un panorama que no aparece en el corto plazo.

Salón Ángeles
Salón Ángeles. Foto: © Oswaldo Ramírez 02 de febrero 2021

Durante el 2020, la tasa de desocupación subió de 4.3 en el primer trimestre a 5.6 para el cuarto trimestre. A la fecha, la CDMX está posicionada como la tercera ciudad con el índice más alto de este rubro, ya que su tasa de desocupación es del 7.2, según datos del Inegi.

En ese sentido, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en la capital alertó que si no se cambia la estrategia para combatir la pandemia y continúa el bache económico, estarían en vilo más 70 mil empresas en la urbe.

Lee también: Nueva normalidad: la evolución de los espectáculos masivos en la Arena Ciudad de México

Salones de baile, sobrevivientes del Covid-19

Aunque el salón Los Ángeles lanzó una llamada de alerta a mediados del año pasado, con lo cual pedía contribuciones económicas para evitar su cierre definitivo, su director general, Miguel Nieto descartó la intención de cancelar operaciones, ya que están con los ánimos de seguir haciéndole frente a la pandemia.

Miguel Nieto director Salon Los Angeles
Miguel Nieto, director del Salón Ángeles. Foto: © Oswaldo Ramírez 02 de febrero 2021

Sobre una larga duela de madera y con las luces neón descansando sobre sus hombros, Nieto relató a Forbes México que están dispuesto a seguir con su legado familiar, ya que la bodega de carbón que se convirtió en salón de baile en 1937 tiene una responsabilidad social, para con el barrio de la colonia Guerrero, así como con la memoria histórica que tiene detrás.

Bajo ese tenor, explicó que una de las mayores apuestas de evolución de Los Ángeles está en convertir la mitad de su espacio en un museo interactivo, donde a través de una serie de experiencias extrasensoriales, pequeños grupos de personas se adentren en la historia de la música afroantillana.

Salón Los Ángeles
Salón Los Ángeles. Foto: © Oswaldo Ramírez 2 de febrero, 2021

Uno de los dueños del lugar que vió nacer el mambo de Pérez Prado agregó que también buscan convertir al salón en un espacio donde las expresiones artísticas comunitarias, sobre todo las que se originan en otros estados de la república, tengan una oportunidad de exposición.

Te puede interesar: Cinemex y Cinépolis, ¿el fin de las salas de cine?

Nieto compartió que su pista de baile también se ha rentado como locación para diversas grabaciones durante la pandemia, cuando el semáforo lo permite, por lo que tienen en mente seguir con ese modelo de negocios, además de comenzar a rodar la tercera temporada del programa de televisión que tienen en Canal Once.

Salón Los Ángeles
Salón Los Ángeles. Foto: © Andrea Gama 2 de febrero, 2021.

Previo a la emergencia sanitaria, el salón funcionaba dos veces a la semana: el martes de danzón y el domingo de son, donde un aproximado de 300 personas ocupaban el lugar, el cual tienen capacidad para 2,000 individuos.

“Lo presencial no va a desaparecer totalmente, va a cambiar, pero cada vez más es evidente que la gente necesita ese contacto presencial (…) será muy difícil que volvamos a ver (multitudes) como las conocíamos, pero quizá en este espacio podamos reunir a 300 personas en mesas separadas”.

De garibaldi para el mundo

Aunque la plaza de Garibaldi es mundialmente conocida por la música ranchera, en un pequeño arco de un edificio contiguo está la entrada al salón Tropicana, un pedacito de historia musical que abrió sus puertas en 1980 donde la Sonora Dinamita y Oscar de León tocaron en diversas ocasiones.

Salon de Baile Tropicana Raziel González
Raziel González. Foto: © Fernando Luna Arce 17 de febrero, 2021

Con espejos y luces de colores de fondo, el gerente general del lugar, Raziel González, detalló a este sitio web que su intención es no cerrar y mantener el legado familiar, así como el sustento de las personas que dependen de ese negocio.

“Queremos hacer la presentación de ballets folklóricos en el dia para buscar que venga turismo en horarios matutinos y vespertinos; en el horario nocturno queremos continuar con el giro que es el baile con orquesta en vivo como siempre ha sido”, añadió González del Ángel, mientras señaló con su dedo un escenario tapado con cortinas donde se harían dichas presentaciones.

Salón de Baile Tropicana
Salón Tropicana. Foto: © Fernando Luna Arce 17 de febrero 2021

Lee también: Patrimonio neto de Britney Spears es más bajo que el de sus compañeras del pop

Aseveró que su visión para el salón Tropicana es impulsarlo como un centro cultural, donde también se hagan homenajes a artistas de la música vernácula mexicana, así como un lugar donde pequeños músicos o cantantes tengan una oportunidad para darse a conocer al público.

Salón de Baile Tropicana
Salón de Baile Tropicana. Foto: © Fernando Luna Arce 17 de febrero, 2021

Recordó que algunos artistas han grabado videos musicales en el establecimiento, así como películas y series, por lo que esperan continuar con ese mercado, ya que serían ingresos extras para el negocio.

Después de 40 años de servir como pista de baile a los chilangos, el Tropicana está dispuesto a recuperarse del Covid-19 y a rescatar la vocación turística de la plaza Garibaldi, aseguró su representante.

Salón Tropicana
Salón Tropicana. Foto: Fernando Luna Arce 17 de febrero, 2021.

Que suenen las marakas

En la esquina de avenida Eugenia y Mitla descansa el Palacio de la Salsa, un teatro que se convirtió en salón de baile en 1990 con el nombre La Maraka, desde ese entonces se vio desfilar a decenas de estrellas tropicales como Maelo Ruiz, Ismael Miranda y varias estrellas de Fania. A casi un año de su cierre forzado, sigue con la esperanza de volver a abrir sus puertas pero con un esquema diferente.

El objetivo es que, cuando las condiciones sanitarias lo permitan, volver a operar al 30% de capacidad, lo cual significa que 500 personas estén distribuidas en el lugar con aforo de 1,800 bailadores, confirmó Guillermo Pérez, gerente general del lugar.

Guillermo Pérez Salón La Maraka
Guillermo Pérez. Foto: © Fernando Luna Arce 15 de febrero 2021

El primer paso evolutivo para el salón, agregó Pérez, es convertir el espacio en un restaurante-bar para que entre semana funcione con ese giro, mientras que los fines de semana se realicen eventos de baile.

Te puede interesar: Demanda mundial de unicel crece 3% en 2020 por pandemia

Evocó que previo a la pandemia, varias escuelas de danza daban clases en su pista, lo cual también espera que se retome para cuando la pandemia de coronavirus permita la reunión de personas.

Salón La Maraka
Salón La Maraka. Foto: © Andrea Gama 15 de febrero 2021

A pesar de contar con un amplio estacionamiento al aire libre, el representante de la Makara descartó que tengan en mente realizar un proyecto en esa área, ya que significaría una fuerte inversión sin la certeza de que tenga resultados positivos.

Coincidió en que el lugar pueda servir como locación para grabar, ya que se ha rentado con ese fin, aunque descartó que las ganancias de los proyectos de streaming que se han hecho tengan una similitud con lo recabado por los eventos presenciales.

Salón La Maraka
Salón La Maraka. Foto: © Fernando Luna Arce 15 de febrero 2021

Pese a la vieja tradición salsera de la Maraka, su gerente aceptó que están en charlas con bandas de rock y regional méxicano para que puedan hacer presentaciones cuando el semáforo epidemiológico lo permita.

Aún con todos los cambios al modelo de negocios, resaltó que el público también se tendrá que adaptar a la nueva normalidad, ya que los eventos no podrán ser como en el pasado:

“Que (los bailadores) vengan con una conciencia de que la pandemia no se va a acabar de un día al otro, y de una u otra forma, con vacunas o no, vamos a tener que seguir con medidas. Que nos ayuden de alguna manera a tener cierta conservación de distancias, de tener menos contacto físico en la multitud por así llamarlo”, enfatizó.

Salón La Maraka
Salón La Maraka. Foto: © Fernando Luna Arce 15 de febrero, 2021
 

Siguientes artículos

Arca Continental tiene crecimiento de 15.7% en Ebitda en primer trimestre de 2021
Arca Continental logra crecimiento de 15.7% en Ebitda en primer trimestre de 2021
Por

En sus operaciones en México, la compañía reportó ventas netas de 16,561 mdp.