Reuters.- Nissan Motor Co Ltd anunció el lunes que llamó a revisión 1.2 millones de autos vendidos en Japón en los últimos tres años tras descubrir que las inspecciones finales a los vehículos no fueron hechas por técnicos autorizados.

Este llamado a revisión es el segundo incidente importante relacionado con un fabricante de automóviles japonés en el último tiempo, después de que Mitsubishi Motors Corp admitiera en abril de 2016 que había falsificado el ahorro de combustible de algunos de sus modelos para el país.

Nissan, el segundo fabricante de automóviles más grande de Japón, dijo que llamará a revisión 1.21 millones de vehículos de pasajeros producidos para el mercado doméstico entre octubre de 2014 y septiembre de 2017, incluyendo dos modelos que registraron récord de ventas, como la minivan Serena y el compacto Note.

La empresa añadió que todos estos vehículos serán sometidos a otras inspecciones para revisar, entre otras cosas, la capacidad de frenado y aceleración, lo que tendrá un costo de unos 25,000 millones de yenes (222 millones de dólares).

PUBLICIDAD

“Debemos tomarnos estos procesos muy seriamente, sin tener en cuenta cuán ocupados podamos estar o si carecemos de personal suficiente”, dijo a periodistas el presidente ejecutivo de la empresa, Hiroto Saikawa, en una rueda de prensa.

“Pedimos perdón por las molestias causadas a nuestros clientes”, agregó.

Saikawa destacó además que la compañía está investigando cómo y por qué tuvieron lugar estas inspecciones, un proceso que se espera que se lleve cerca de un mes.

El llamado a revisión incluye todos los 386,000 vehículos de pasajeros Nissan vendidos en Japón en 2016, pero excluye los Nissan mini, que son producidos por Mitsubishi Motors. Las ventas de este tipo de vehículos en Japón suponen un 10% de las ventas de Nissan a nivel global.

 

Siguientes artículos

inflacion-mercado
Analistas elevan pronóstico de inflación para el cierre de 2017
Por

Los especialistas consultados por el Banxico redujeron su pronóstico de crecimiento económico a un 2.1% para 2017.