México tiene un papel activo en el regreso del ser humano a la Luna y lo demostrará este año con el lanzamiento del Proyecto Colmena, mediante el cual cinco microrobots desarrollados por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) alunizarán con dos objetivos concretos: analizar la posibilidad del montaje de estructuras en la superficie lunar y el estudio del polvo lunar como recurso para la producción de oxígeno y metales.

En entrevista con Forbes México, el director de la Agencia Espacial Mexicana (AEM), Salvador Landeros, ofreció detalles sobre el Proyecto Colmena y otros plantes que representan la contribución de México en la reconquista de la Luna. Por ejemplo, con la empresa europea Airbus y la mexicana Dereum Labs se trabaja en un proyecto cuyo objetivo principal es la producción de oxígeno a través del polvo lunar, conocido como regolito lunar.

Lee también:
China y Rusia construirán una base de exploración en el polo sur de la Luna

Incluso con la NASA se trabaja “en otro proyecto para (conformar) una constelación de nanosatélites que va a apoyar las misiones a la Luna. Son varios los proyectos con los que vamos a contribuir en estos viajes a la Luna. Los nanosatélites tenemos contemplados lanzarlos en 2024”. Esto como parte de la adhesión de México al programa internacional Artemisa, formalizada el 9 de diciembre pasado.

En esa ocasión el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, comentó que la participación de México en el programa responde a “una coincidencia sobre una serie de principios respecto al espacio, sustentabilidad, inclusión, fines pacíficos y participar en diseño, en tecnología, en proyección, ser parte del proyecto”.

Artemisa es un programa internacional de vuelo tripulado que tiene como principal objetivo llevar humanos a la Luna en 2024. Hasta ahora forman parte de él 13 países. Aunque el proyecto podría sufrir algunos retrasos, México ya participa de manera activa en la reconquista del satélite natural de la Tierra y parte de ello es el Proyecto Colmena, que se anuncia este miércoles.

Micro robots del Proyecto Colmena. Foto: UNAM

─ ¿De qué va el Proyecto Colmena?

El Proyecto Colmena surgió del Fondo Sectorial entre la Agencia Espacial Mexicana y el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. Con este Fondo se patrocinó el proyecto, que lo está llevando el Instituto de Ciencias Nucleares de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), a través del doctor Gustavo Medina Tanco, apoyándose en un buen número de estudiantes de varias especialidades: ingeniería, actuaria, química, geología.

Se inició en 2016 y se iba a lanzar el año pasado, pero por retrasos naturales por la pandemia de Covid-19 se movió para este año. Este año se tiene una ventana de lanzamiento para junio, sin embargo, pudiera tener algún cambio porque las ventanas de lanzamiento van cambiando, dependiendo de varias cosas como la demanda de vuelos, inclusive el clima, pero se tiene contemplado que sea este año, eso en definitiva.

─ ¿Cuál fue la inversión en el Proyecto Colmena?

En lo que se refiere a los robots fue alrededor de 6 millones de pesos y en lo que se refiere al lanzamiento alrededor de 7 millones de pesos. Con eso se completó todo el desarrollo de los robots y el propio lanzamiento. Los 7 millones de pesos se pagan al vehículo que va a llevar los robots, que es el Peregrin, de Astrobotics. Ese artefacto, en inglés conocido como lander, es la nave que aterriza en la superficie lunar y lleva un conjunto de proyectos científicos, incluyendo éste. Ese artefacto también lo contrata la NASA para llevar otros proyectos propios de la NASA.

─ ¿Desde dónde será el lanzamiento?

El lanzamiento será desde Cabo Cañaveral, Florida. El cohete Centauro es el que va a llevar la nave Peregrin. El Centauro es construido por varias empresas y el Peregrin es de la empresa Astrobotics. El tiempo aproximado tiene variantes, desde el lanzamiento hasta llegar a la superficie lunar varía entre 3 y 5 días.

─ ¿Una vez en la Luna qué ocurre?

Es un proyecto científico para estudiar la factibilidad de construir estructuras en superficies planetarias, en este caso en superficie lunar. Se usarán enjambres de micro robots organizados que tienen una coordinación automática y van a estar navegando para conectarse electrónicamente y para ensamblar un panel solar para generar energía eléctrica. Pero también para medir la dinámica del regolito lunar, como temperatura, sedimentación, etcétera. Esos son los dos objetivos del Proyecto Colmena.

Proyecto Colmena, de la UNAM

  • 500 gramos es el total de la carga que la UNAM enviará a la Luna a través del Peregrin.
  • Los robots miden 8 centímetros de diámetros y 4 centímetros de altura.
  • Cuentan con computadoras, sensores de corriente, de voltaje, de proximidad, de temperatura, direccionalidad y de potencial electromagnético.
  • Resistirán temperaturas que oscilarán entre menos 120 grados centígrados y 120 grados centígrados antes de alunizar.
  • Cada robot trabajará como un centro de medición independiente y enviará los datos para su análisis.
  • La misión durará un día lunar, es decir, aproximadamente 13 días terrestres.
  • Lo más probable es que una vez concluida la misión, los robots mueran.

─ ¿De qué tamaño es el panel que formarán?

La captación de la energía solar es experimental, para estudiar el potencial de poder lograr eso, y van a ser cinco micro robots de 4 por 8 centímetros, entonces el panel que se va a formar va a ser como de medio metro. La energía solar no se va a utilizar para algo en particular ahí en la Luna, sino el objetivo es comprobar esa posibilidad del montaje de estructuras y de la conectividad entre ellos, la movilidad entre ellos y cómo se pueden conectar unos con otros.

─ ¿Para qué puede servir el regolito lunar?

 El regolito lunar es el material que está sobre la superficie de la luna, el polvo lunar. Es muy importante estudiarlo porque pueden desarrollarse proyectos apoyándose en estos materiales, poder convertir el polvo lunar en oxígeno, por ejemplo, o producir materiales metálicos. Es muy interesante el estudiarlo, conocerlo y aprovecharlo para las futuras misiones porque con el regreso del ser humano a la Luna se van a requerir muchos recursos dado que va a tener estancia larga en la Luna y no se puede llevar todo a la Luna, hay que generar recursos en la Luna para eso.

─ ¿Colmena es preparar el terreno para el regreso a la Luna?

Sí, es un proyecto de inicio porque después vamos a tener más proyectos en relación con la Luna. Es muy importante que nos estemos preparando para los viajes a la Luna, para el regreso, y que demostremos que en México tenemos capacidades para ello.

─ ¿Cuánto dura la misión y quién estudiará la información?

Los investigadores (de la UNAM) que están trabajando en el proyecto serán quienes estudien la información y se compartirán los resultados. Esto es una contribución para la ciencia y tecnología a nivel mundial. Los nano robots llevan un sistema de comunicación para estar transmitiendo la información que se está generando. Obviamente tienen un tiempo limitado, pero es suficiente para realizar los experimentos que se están planeando.

Los micro robots del Proyecto Colmena son autónomos. Foto: UNAM

─ ¿Es la primera misión para México en la Luna?

Sí, es el primer proyecto de México en la Luna, pero vienen más por varias razones: porque México ya se incorporó al programa Artemisa, que es el programa para el regreso del ser humano a la Luna y se van a tener muchos proyectos. Para eso se requieren contribuciones importantes porque se van a tener aldeas y villas lunares, entonces habrá muchos viajes y por lo tanto hay que desarrollar tecnología para eso.

Ya tenemos iniciando otro proyecto similar que consiste en enviar varios rover a la Luna para producir oxígeno con el regolito lunar. Esa misión primero la vamos a desarrollar in aquí en la Tierra en este año y estamos pensando que en 2023 lo realicemos en la superficie lunar. Este proyecto se trabaja con dos empresas, una mexicana y otro europea: Airbus y la mexicana es Dereum Labs, pero vamos a invitar a varias universidades a que participen.

─ ¿Hay posibilidad de que pudieran participar personas mexicanas en el alunizaje?

Va a haber tantas oportunidades porque van a estar yendo y viniendo naves a la Luna y sí podemos irnos preparando para que en unos años pueda ir un mexicano o una mexicana a la Luna, no lo veo imposible, pero sí es cosa de tiempo, de ir viendo cómo se desarrolla el programa Artemisa. Podemos contribuir con importantes proyectos y en algún momento que una mexicana o un mexicano puedan ir a la Luna, pero eso todavía hay que esperar con calma.

─ ¿México tiene un papel activo en el regreso a la Luna?

Así es. Ya estamos trabajando en otro proyecto con la NASA para una constelación de nanosatélites que va a apoyar las misiones a la Luna. Son varios los proyectos con los que vamos a contribuir en estos viajes a la Luna. Los nanosatélites los tenemos contemplados lanzarlos en 2024. Hay otro proyecto que echamos a andar: el Observatorio Mexicano de Cambio Climático y Medio Ambiente, que también lo tenemos con la UNAM. Ese ya lo estamos iniciando y obviamente mantendremos informada a la población de los avances de este importante proyecto.

─ ¿En qué consiste el Observatorio?

Consiste en que a través de instrumentos podremos medir el flujo de carbono, ver cómo se comporta la composición de la atmósfera y cómo influye en el cambio climático. Este proyecto va a complementar con un satélite que va a lanzar la NASA que se llama GeoCarb (Geostationary Carbon Cycle Observatory) para analizar el ciclo de carbono, y va a hacer mediciones in situ. El satélite de la NASA va a medir desde el espacio ciertas características de la atmósfera, y con este proyecto nosotros vamos a comparar y a complementar las mediciones que haga ese satélite de la NASA. Nuestros científicos van a poder sacar resultados importantes sobre cómo afecta el cambio climático y cómo se puede evitar la producción de contaminantes que provocan el cambio climático, que afecta actividades importantes como la agricultura, desastres naturales, sequías, inundaciones, incendios, huracanes.

Te recomendamos:
Japón tiene como objetivo llevar una persona a la Luna a fines de esta década

─ ¿Cuál es la posición de México en la carrera espacial?

Siendo parte del G-20, la Agencia Espacial Mexicana es parte de las 20 agencias espaciales más importantes del mundo. La iniciativa para crear la Agencia Latinoamericana y Caribeña del Espacio la lanzó México y Argentina, después se fueron sumando varios países. En septiembre pasado 18 países firmaron el convenio constitutivo para la creación de la Agencia y se estableció en el convenio que México sería sede. Por un lado está nuestra presencia a nivel mundial en el G-20 y por otro lado nuestra presencia a nivel de América Latina y el Caribe. En ese sentido, estamos muy bien posicionados y podemos tener proyectos de alto nivel, de acuerdo con la experiencia que México tiene en el espacio.

Después de avanzar en la Luna vamos a tener un siguiente objetivo que es llevar un ser humano a Marte y en el futuro poder establecer villas en Marte. Eso representa muchas oportunidades de desarrollo científico y tecnológico y también el estudio del espacio profundo. En México hay una gran tradición en la astronomía, tenemos muy buenos astrónomos para este tipo de investigaciones. Esto nos da una buena posición en el mundo y América Latina.

─ ¿Ya hay proyectos dentro de la Agencia Espacial Latinoamericana?

Estamos hablando de dos proyectos de inicio: uno es la construcción de un nanosatélite para aplicaciones de observación en la Tierra y otro es un satélite meteorológico. En el primer caso ya tenemos terminado el diseño del satélite. Es aquí donde tenemos que empezar a hacer proyectos en conjunto, donde participen diferentes países. Esto apenas lo tenemos en papel y estamos viendo cómo le hacemos para sufragar las inversiones.

El lander Peregrin transportará los microrobots del Proyecto Colmena. Foto: SICT.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

 

Siguientes artículos

Tom Brady NFL: FEB 07 Super Bowl LV - Chiefs v Buccaneers
Es oficial: Tom Brady anuncia su retiro de la NFL
Por

Tom Brady anunció su retiro de la NFL a través de una publicación de Instagram este martes.