Los analistas dijeron que ahora que la recuperación está ganando impulso, es probable que la Fed no necesite mantener mucho más tiempo las tasas a un nivel tan bajo.

Reuters 

 

PUBLICIDAD

Los operadores se sumaron el viernes a la expectativa de que la Reserva Federal comience a subir las tasas de interés a mediados de año, tras un informe gubernamental que mostró que los empleadores estadounidenses hicieron más contrataciones de las esperadas el mes pasado, al tiempo que subieron los salarios. La probabilidad de que las tasas suban en julio fue situada en el 47%, indicaron los operadores.

El reporte mostró que se creó el mayor número de empleos en un periodo de tres meses desde 1997. Asimismo, los salarios subieron a su ritmo más rápido desde agosto.

Los analistas dijeron que ahora que la recuperación está ganando impulso, es probable que la Fed no necesite mantener mucho más tiempo las tasas a un nivel tan bajo.

“Esto mueve la ventana para la Fed (para subir las tasas) de nuevo al verano (boreal) y quizás, incluso, antes”, dijo Jim Paulsen, de Wells Capital Management en Minneapolis.

“La Fed está perdiendo su argumento de que debe mantener una tasa del cero por ciento”, agregó.

Los contratos futuros ligados a la principal tasa de política de la Fed ven ahora un 62% de posibilidades de que la primera subida se produzca en septiembre de 2015, según CME FedWatch.

Antes del informe, los operadores apostaban a que la Fed esperaría hasta octubre para elevar las tasas.

La Fed ha mantenido las tasas cercanas a cero desde diciembre de 2008 y, aunque paró en octubre su programa de estímulo de compra de bonos, reiteró en enero su compromiso de seguir siendo “paciente” acerca de una eventual subida.

La presidenta de la Fed, Janet Yellen, dijo que “paciente” significa que la gente puede esperar que las tasas sigan inmutables durante, al menos, las dos próximas reuniones de la entidad, o hasta abril.

 

Siguientes artículos

Jefe del Banco de Brasil será el nuevo presidente de Petrobras
Por

El nombramiento decepcionaría a los inversionistas que esperaban un nombre más favorable al mercado para el puesto.