En el contexto del desencuentro entre los gobierno de México y España por las disculpas exigidas entorno a la conquista de hace 500 años, la diputada capitalina Teresa Ramos Arreola, del Partido Verde, planteó que se eliminen los monumentos de Cristóbal Colón y Hernán Cortés, además de que cambiar los nombres de las calle o avenidas que hagan referencia a ellos.

En el Congreso de la Ciudad de México, la diputada dijo que esto haría justicia histórica, ya que Colón participó en mutilaciones y asesinatos de los nativos, mientras que Cortés ordenó actos de tortura para causar terror entre la población.

“A Cristóbal Colón lo podemos identificar solamente con un concepto a partir de que llegó a territorio americano: el abuso.  (…) En lo que respecta a Hernán Cortés, asesinatos, guerra y destrucción, son las características cuando hablamos de este personaje”, señalaron las congresistas a través de un comunicado.

En el texto se asegura que no se trata de “una ocurrencia”, ya que con esto se pretende cerrar un ciclo para todos los habitantes de la ciudad; y se señala que ya se han adoptado decisiones similares.

Por ejemplo, el entonces jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, en el marco de la conmemoración de los 50 años de la matanza de Tlatelolco, mandó retirar de las estaciones del Metro las placas correspondientes a la inauguración del Sistema Colectivo de Transporte Metro, así como de la Sala de Armas de la Magdalena Mixhuca, en las que aparecía el nombre del expresidente Gustavo Díaz Ordaz.

Cabe destacar que la propuesta fue turnada para su análisis en comisiones, ya que el pleno del Congreso capitalino aprobó la iniciativa de la diputada.

 

Siguientes artículos

Foto Reuters.
Una boyband es igual de famosa que el presidente de Corea: Time
Por

El mandatario Moon Jae-in y la popular banda BTS fueron nominados para la lista anual de los más influyentes de la renom...