¿Si no comparten la contraseña del correo o Facebook, no se quieren? La tecnología ha cambiado de forma radical la forma como miles de pareja interactúan, las acerca, pero también hay casos en que los distancia. 

 

El amor en los tiempos de la comunicación digital es un poco distinto de aquél que les tocó a vivir a generaciones pasadas. Hoy, los smartphones, el Internet y las redes sociales han modificado la dinámica de miles de parejas y la forma en cómo interactúan, según revela un estudio realizado por el Pew Research Center.

El impacto más profundo se ha dado entre los más jóvenes. De acuerdo con el estudio, realizado entre parejas estadounidenses, 45% de los usuarios de Internet de entre 18 y 29 años en una relación seria afirma que Internet ha tenido un impacto en su relación, en comparación con sólo uno de cada 10 mayores de 65 años.

PUBLICIDAD

Las parejas que han estado juntas por 10 años o menos muestran diferentes patrones de uso de la tecnología en el contexto de su relación en comparación con aquellas que han estado juntos durante un período de tiempo más largo. Las parejas que han estado juntas durante una década o menos son mucho más propensas a usar servicios de citas o el Internet para conocer a su pareja, a utilizar la tecnología para ayudar con la logística y la comunicación en su relación.

¿Cuán marcado ha sido el efecto de la tecnología en las relaciones?

• 25% de los propietarios de un celular se ha distraído durante una conversación con su pareja al ver el teléfono, y la cifra alcanza el 42% cuando se trata de encuestados de entre 18 y 29 años.

• 8% ha discutido con su pareja por el tiempo que pasa en línea; entre aquellos de 18 a 29 años, el número es de 18%.

Hay datos que también son focos rojos y podrían derivar en discusiones futuras:

• 67% de los usuarios de Internet en una relación seria ha compartido el password de una o más de sus cuentas con su pareja.

• 27% comparte una cuenta de correo con su pareja.

• 11% de esas parejas tienen al menos un calendario compartido.

• 11% del total de parejas en una relación seria comparte un perfil en redes sociales.

Pero no todo en el mundo del amor 2.0 implica conflictos, 41% de aquellos entre 18 y 29 años se sintió más cerca de sus parejas gracias a las conversaciones entabladas a través de mensajes de texto, y 23% en ese mismo grupo de edad aseguró que la tecnología le ayudó a resolver una discusión que no podía superar en persona.

 

El (sexy) factor sorpresa

Si bien la tecnología sirve para acercar a las personas, también puede servir para acercarlas MÁS. Tal es el caso del sexteo (sexting), una práctica a través de la cual los usuarios envían imágenes de sí mismos en poca ropa, o completamente desnudos, a otras personas. De acuerdo con el estudio, la era digital también ha servido para aderezar la vida amorosa de las personas:

• 9% de los adultos propietarios de un teléfono celular han enviado una foto de sí mismos a alguien más, frente al 6% que reconoció haberlo hecho en 2012.

• 20% de esa población recibió un mensaje de ese tipo de algún conocido, frente al 15% del año previo.

• 3% de esos mismos usuarios reenvió ese mensaje a alguien más.

• Las parejas casadas y en unión libre son tan propensos a sextear como aquellos que no están en una relación y reconocen haberlo hecho; los adultos solteros son más propensos a informar la recepción de reenviar esas imágenes o videos.

 

¿A ustedes, cómo les ha cambiado la vida amorosa la tecnología? Cuéntennos en la zona de comentarios.

 

Siguientes artículos

México, al fondo de la tabla en conectividad
Por

Nuestro país se encuentra en el sitio número 53 entre 73 países desarrollados y emergentes en materia de penetración de...