Los nuevos pedidos de bienes fabricados en Estados Unidos registraron un desplome de 3.3% en julio, anotando su mayor caída en casi tres años, de acuerdo con los datos publicados este martes por el Departamento de Comercio.

Los pedidos a fábricas se vieron afectados por la caída de la demanda por equipo de transportes, detalló la dependencia estadounidense.

Por otro lado, detalló que los pedidos de bienes de capital fueron mejores a lo informado previamente, apuntando a un sólido gasto de las empresas en el comienzo del tercer trimestre.

El reporte también mostró que los pedidos de bienes de capital fuera del sector de defensa y excluyendo aeronaves -considerado como una medición de los planes de gasto empresarial- subieron un 1.0% en el séptimo mes del año, en lugar del 0.4% informado previamente.

 

Siguientes artículos

Gobierno desvía casi 8,000 mdp a través de universidades
Por

A través de 128 empresas que no debían recibir recursos públicos, se habrían entregado "7,670 millones de pesos en contr...