El Departamento de Comercio dijo que los pedidos subieron 4.0%, sin embargo los planes de inversión empresarial bajaron por séptimo mes consecutivo, afectados por la fortaleza del dólar y la caída de los precios energéticos.

 

Reuters

PUBLICIDAD

 

Un aumento en los equipos de transporte impulsó los pedidos generales de bienes duraderos de Estados Unidos el mes pasado, que repuntaron 4.0%.

Fue el mayor incremento desde julio del año pasado y siguió a una baja de 1.4% en febrero, según reportó el viernes el Departamento de Comercio.

No obstante, un renglón del informe que refleja los planes de inversión empresarial bajó por séptimo mes seguido en marzo, probablemente afectado por la fortaleza del dólar y la caída de los precios energéticos.

Esto sugiere que la economía podría tener dificultades para repuntar desde la debilidad del inicio del año.

El Departamento de Comercio dijo el viernes que los pedidos de bienes de capital sin contar defensa ni aeronaves, un renglón considerado muy cercano a los planes de gasto de las empresas, bajaron 0.5% el mes pasado tras una caída revisada de 2.2% en febrero, que fue la mayor desde julio de 2013.

Previamente se había reportado que los llamados pedidos de bienes de capital subyacentes habían registrado una caída del 1.1% en febrero.

El gasto empresarial en bienes de capital fue socavado por la pujanza del dólar, que erosionó las ganancias externas de las multinacionales.

Al mismo tiempo, los precios más bajos de la energía han llevado a recortar la producción doméstica de crudo, reduciendo la demanda de equipos por parte de compañías que perforan yacimientos petroleros.

Los economistas encuestados por Reuters habían previsto un aumento de 0.3% para los pedidos de bienes de capital subyacentes.

Los embarques de bienes de capital subyacentes, que se usan para calcular el gasto en equipos en la medición del Producto Interno Bruto (PIB) del gobierno, bajaron 0.4% el mes pasado tras un alza revisada a la baja de 0.1% en febrero.

Previamente los envíos de febrero se habían reportado con un alza de 0.3%.

Esa revisión a la baja, junto con el dato débil de marzo, podría hacer que los economistas reduzcan sus estimaciones de crecimiento del PIB para el primer trimestre, que actualmente oscilan entre 0.5% y 2%.

 

Siguientes artículos

bce
BCE apoyará a bancos griegos solventes: Draghi
Por

Mario Draghi, presidente del banco central, dijo que se seguirá entregando la asistencia de liquidez de emergencia a aqu...