Bill Richardson, ex gobernador de Nuevo México, advirtió impactos incluso a la industria de energías renovables y limpias si termina el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El también ex secretario de energía de la economía más grande del mundo enfatizó algunos golpes a la venta de gas natural y proyectos binacionales de energía renovable, además de los posibles aranceles a manufacturas mexicanas como paneles solares, durante su participación en el Foro Internacional de Energía México (FIEM) 2018.

“En Nuevo México hay 10,000 trabajos dependientes del TLCAN en la frontera”, respondió a Forbes México tras su participación en el evento.

Un botón de muestra: Nuevo México hospeda el patío de alamacenamiento y distribución de aspas para turbinas eólicas que manufactura Mitsubishi en Ciudad Juárez para el mercado de la costa oeste estadounidense.

PUBLICIDAD

Richardson expresó que la pérdida de trabajos que Trump argumenta en estados como Michigan y Pensilvania no ocurrió por el acuerdo con nuestro país, son por la automatización tecnológica que está transformando a las industrias mundiales.

Richardson también criticó la salida de Estados Unidos del Acuerdo de París, orquestada por Trump, ante los altos costos que representaba su permanencia.

“Eso es falso. Fue una decisión política”, dijo.

El embajador número 21 de EU en las Naciones Unidas recordó que el calentamiento global ha costado a EU 300,000 millones de dólares (mdd) en pérdidas debido a desastres naturales derivados.

Richardson admitió sentirse negativo sobre el futuro del acuerdo comercial con valor superior a 500,000 mdd entre ambos países ante la insistencia del gobierno estadounidense con puntos clave como la cláusula de revisar el acuerdo cada cinco años y los temas del sector automotriz.

El pasado 11 de enero, el magnate inmobiliario dijo al diario Wall Street Journal que sería más flexible con la renegociación del TLCAN ante las dificultades por elecciones en México, pero insinuó que el muro fronterizo se pagaría con el posible acuerdo comercial.

“Si fuera funcionario mexicano estaría trabajando en un plan B. El futuro de México, si no es el TLCAN, va a ser con Chile, Brasil y la comunidad europea. Ustedes tienen muchos tratados”, agregó Richardson.

 

Siguientes artículos

wudc-2018-mexicanas
Tres mexicanas que triunfaron en el ‘mundial de debate’
Por

Las estudiantes mexicanas recibieron reconocimientos por su participación en el WUDC 2018.