Reuters.- Petróleos Mexicanos (Pemex) espera cerrar 2017 con un procesamiento promedio de crudo de 800,000 barriles por día (bpd) y elevarlo a un millón en 2018, dijo este miércoles el director de Pemex Transformación Industrial, Carlos Murrieta.

La petrolera, con seis refinerías en México, tiene parada la planta de Salina Cruz, Oaxaca, –la mayor del país– desde que sus instalaciones eléctricas fueron dañadas por un sismo el 7 de septiembre. Aunque Murrieta dijo que esperaban arrancarla este mes, agregó que no podría comprometer una fecha.

Lee también: Pemex difiere de nuevo reanudación de operaciones en Salina Cruz

Por otra parte, la refinería en Madero, Tamaulipas, está parada desde finales de agosto y hasta finales de diciembre por un mantenimiento integral y, esta semana, 10 unidades de la refinería en Minatitlán, Veracruz, entrarán en paro, el cual se extenderá hasta diciembre.

PUBLICIDAD

Murrieta había dicho en agosto que Pemex esperaba estabilizar su procesamiento de crudo en 1.0-1.1 millones de bpd en su sistema local de refinación a fin de año.

El funcionario dijo que “sí hay un ajuste” en la producción esperada de Minatitlán por el mantenimiento, pero que tienen un plan para sustituirla.

“Esperamos que Salina Cruz regrese y esté noviembre y diciembre operando. Madero va a regresar también hacia lo que es a mediados-principios de diciembre, también a la par que Mina (Minatitlán)”, dijo Murrieta.

“Entonces, al final vamos a acabar con un muy buen nivel de operación”, añadió. A fines de agosto había dicho que Pemex esperaba estabilizar su procesamiento de crudo en 1.0-1.1 millones de bpd en su sistema local de refinación a fin de año.

 

Siguientes artículos

informalidad-comercio-informal
BID pone focos rojos en informalidad y bajos salarios
Por

El salario promedio en México aumentó apenas 1.7% en los últimos 5 años, indicó David Kaplan, especialista del BID.