Petróleos Mexicanos (Pemex) y Lewis Energy México firmaron el primer contrato para evaluar y explotar el yacimiento no convencional (shale) Eagle Ford en México.

La inversión será de 617 millones de dólares. Pemex estimó en un comunicado alcanzar una producción de alrededor de 117 millones de pies cúbicos diarios de gas en 2021.

Pemex dijo que compartirá riesgos financieros y operativos con terceros, como Lewis Energy, para aumentar inversiones estratégicas en busca de maximizar el valor de los hidrocarburos.

Lewis Energy es un operador privado de yacimientos shale en el sur de Texas. Ha perforado más de 500 pozos en Eagle Ford, con enfoque en gas natural. En 2017 produjo más gas natural de la región que cualquier otro operador y fue el tercer mayor productor en el estado de Texas.

PUBLICIDAD

Desde hace 14 años, esta empresa ha ejecutado un contrato de obra pública en el propio campo Olmos, donde se estima un volumen de alrededor de 800,000 millones de pies cúbicos de gas.

Los recursos de shale son, en términos llanos, gas natural que está atrapado en rocas muy apretadas. Para extraerlo, la industria energética ha recurrido al fracking, una técnica de fractura horizontal del subsuelo que inyecta arena, agua y químicos para obtener el hidrocarburo.

La polémica en torno al fracking está en los riesgos asociados a la contaminación de mantos acuíferos, elementos químicos tóxicos que se inyectan a la tierra y sismos derivados del proceso.

Lee también: El gobierno mexicano presenta polémica ronda de ‘fracking’

 

Siguientes artículos

Viva Aerobus coloca 1,000 mdp en bonos en la BMV
Por

La empresa realizó la colocación en dos partes; primero obtuvo 700 mdp y después 300 mdp.