Durante la sesión, el tipo de cambio alcanzó un mínimo de 16.2297 y un máximo de 16.3982 pesos por dólar.

 

 

PUBLICIDAD

El peso cerró la sesión como la segunda divisa más depreciada en la canasta de principales cruces frente al dólar, registrando una pérdida de 0.50% u 8 centavos, con una cotización de 16.38 pesos por dólar.

“La depreciación del peso nuevamente se debe a la especulación relacionada con el futuro de las tasas de interés en Estados Unidos, luego de que a media mañana fuera publicado el indicador ISM del sector no manufacturero en julio, mismo que mostró su mayor expansión mensual en 10 años”, explicó la directora de análisis económico-financiero de Banco Base, Gabriela Siller.

Durante la sesión, el tipo de cambio alcanzó un mínimo de 16.2297 y un máximo de 16.3982 pesos por dólar.

En reacción a la depreciación del peso, Banco de México (Banxico) realizó dos subastas de 100 millones de dólares cada una, a las 9 de la mañana y 12 del mediodía. Asimismo, Banxico colocó 200 millones de dólares adicionales en su subasta diaria a las 10 de la mañana. Durante la sesión se subastaron un total de 400 millones de dólares, mientras que el total demandado ascendió a 830 millones de dólares en conjunto

 

 

Mercados, con datos mixtos

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) y Wall Street terminaron sus operaciones con resultados mixtos.

El índice IPC, que aglomera a las 35 acciones más negociadas en México, finalizó la sesión con 44,937.61 unidades, una decremento de 240.37 puntos 0.53%.

El promedio industrial Dow Jones concluyó la jornada con 17,540.47 unidades, una pérdida de 10.22 puntos o 0.06%. Nasdaq cerró con 5,139.94 unidades, una ganancia de 34.40 puntos o 0.67%. El índice S&P 500 terminó en 2,099.84 unidades, una ganancia de 6.52 puntos o 0.31%.

 

Petróleo, a la baja

El WTI finalizó la jornada con una caída de 1.22%, cotizando en 45.18 dólares por barril, al tiempo en que el Brent mostró una pérdida de 0.58% y una cotización de 49.70 dólares por barril.

“Si bien los inventarios de crudo en Estados Unidos se redujeron 4.41 millones de barriles la semana pasada en Estados Unidos (una caída mayor a la anticipada), los inversionistas tomaron en cuenta que, en esta época del año, es común que los inventarios se reduzcan, por lo cual enfocaron su atención en la espera de que la temporada de septiembre traiga consigo una menor operación por parte de las refinerías del país debido al tiempo de mantenimiento de las mismas, lo que terminaría por incrementar la oferta del mercado y reduciría la demanda nacional”, dijo Siller.

La mezcla mexicana de petróleo finalizó el día de ayer en 41.46 dólares por barril, con un avance de 0.44% respecto al cierre del lunes.

“De prevalecer el escenario actual de demanda débil (que podría reducirse aún más en el muy corto plazo) y oferta en crecimiento a nivel internacional, es posible que la mezcla cotice por debajo de los 40 dólares por barril de manera sostenida”.

 

Siguientes artículos

Fed
Septiembre, el mes decisivo para el tipo de cambio
Por

La fuerza detrás de la escalada de 18 meses del dólar es la expectativa de que las tasas estadounidenses avanzarán este...