Reuters- El peso se apreció este miércoles por segunda jornada consecutiva impulsado por la publicación de un dato de inflación en Estados Unidos, el cual ayudó a disipar temores de un acelerado repunte de precios por la recuperación económica en ese país.

La BMV, por otra parte, ligo su cuarta sesión de ganancias, y alcanzó un máximo desde octubre de 2018, en medio de un renovado apetito por activos de riesgo que fueron castigados fuertemente la semana pasada.

El peso cotizaba en 20.8754 por dólar casi al final de los negocios, con un avance del 1.48% frente a las 21.1880 unidades del precio de referencia del martes.

Sigue la información de la economía y las finanzas en nuestra sección especializada

“(El dato de inflación de Estados Unidos) disipa temporalmente las preocupaciones de que la fuerte recuperación económica se traduzca en una inflación elevada que interfiera con las condiciones actuales de política monetaria”, dijeron analistas de Monex en una nota a clientes.

En las últimas dos jornadas el peso acumulaba un alza de casi un 3%, aunque en las cuatro sesiones anteriores la moneda perdió un 4.4%.

Mientras tanto, el referencial índice accionario S&P/BMV IPC subió un 0.95% a 47,549.67 puntos, un nivel no visto desde octubre de 2018, según datos de Refinitiv Eikon.

En el mercado de deuda, el rendimiento del bono a 10 años ascendió dos puntos base a 6.29%, mientras que la tasa a 20 años, culminó en un 6.98%, sin cambios frente a su cierre previo.

Suscríbete a Forbes México

 

Siguientes artículos

¿Quieres invertir en Airbnb? Sus acciones estarán disponibles en México con BIVA
Por

La plataforma tiene más de 4 millones de anfitriones, en alrededor de 100,000 ciudades en casi todos los países y region...