El peso cerró con una depreciación semanal de 0.94% o 17.2 centavos, cotizando alrededor de 18.34 pesos por dólar, luego de alcanzar un máximo no visto desde febrero de 18.5985 pesos por dólar.

“La depreciación del peso se debió a la posibilidad de que la Reserva Federal suba su tasa de referencia en la reunión del próximo 15 de junio, permitiendo un incremento especulativo de la demanda por dólares después de la publicación de las minutas el pasado miércoles 18”, indicó Banco Base.

La economista jefe de Banco Base, Gabriela Siller, indicó que la vulnerabilidad del peso proviene de eventos como el proceso electoral de Estados Unidos, en donde Donald Trump ya es el único candidato a la presidencia por el partido republicano y cuenta con probabilidades de ganar la elección general el próximo 8 de noviembre.

Durante la semana, el peso tocó un mínimo de 18.0911 y un máximo de 18.5985 pesos por dólar.

PUBLICIDAD

El Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) acumuló una pérdida de 0.54% en la semana.

Durante la jornada, la BMV cerró con una ganancia de 0.23%.

En Estados Unidos, el promedio industrial Dow Jones subió 65.54 puntos, o un 0.38%, y cerró en 17,500.94 unidades, mientras que el S&P 500 ganó 12.28 puntos, o un 0.60%, a 2,052.32 unidades.

El índice Nasdaq Composite terminó con una subida de 57.025 puntos, o un 1.21%, a 4,769.558 unidades.

 

Siguientes artículos

Ciberseguridad (casi) a prueba del enemigo ‘invisible’
Por

Ni las compañías más grandes del mundo ni los gobiernos han podido evitar los ataques cibernéticos, y aun así es posible...