Cada involucrado, desde los políticos hasta los bancos, deberá asumir su tarea en el reto de una mayor penetración financiera, señaló el mandatario.

 

Enrique Peña Nieto llegó a Acapulco con la promesa de que en unos días será presentada la reforma financiera que permitirá realizar cambios clave en el sistema financiero y otorgar un mayor número de créditos. Sin embargo, también llegó con la encomienda de pedir a los banqueros su disposición para lograr la aprobación y puesta en marcha de la propuesta.

“Ustedes y las instituciones que ustedes representan tienen un importante papel que asumir frente a este reto que México tiene para lograr mayor crecimiento”, manifestó durante su ponencia en la 76 Convención de la Asociación de Bancos de México.

PUBLICIDAD

Destacó que la reforma financiera busca apoyar la inclusión, favorecer la democratización de la productividad al ampliar el acceso al crédito para sectores vitales, como la pequeña y la mediana empresa.

“Las grandes economías del mundo cuentan con un sistema financiero que promueve el ahorro interno y lo convierte en créditos para que los empresarios y emprendedores le den un uso productivo. Esto es lo que queremos lograr con la reforma financiera que próximamente estaremos entregando al Congreso de la Unión”, añadió.

 

Siguientes artículos

Bancos, listos para la reforma que viene
Por

Son necesarios cambios integrales para ampliar el financiamiento a sectores estratégicos, como las pymes, dijo Jaime Rui...