Mucho se ha hablado de las similitudes y coincidencias entre Trump y AMLO. Que, si son disruptivos en su enfoque, políticamente incorrectos, antisistema, que utilizan formas poco ortodoxas, que muestran un marcado desdén por las instituciones, que ven a lo establecido como la explicación de muchos males que se viven hoy, o que se requiere un gran cambio o transformación para romper con la inercia institucional que ahoga a sus países.

Llámese “Make America Great Again” o la “Cuarta Transformación”, lo cierto es que ambas visiones traen en el fondo una cierta noción de nacionalismo. Ya sea el proteccionismo comercial o rescatar a Pemex de la inversión extranjera, la realidad es que las coincidencias de forma y fondo son más profundas de lo que parece a simple vista. En particular, una gran coincidencia entre ambos personajes ha sido esta idea de que las instituciones funcionan cuando estas toman las decisiones que ellos quieren y que no funcionan cuando toman decisiones en el sentido opuesto.

En Estados Unidos…

Las constantes opiniones de Trump en redes sociales respecto a las posiciones y acciones en materia de política monetaria implementadas por la Federal Federal (FED, siglas en inglés) han levantado polémica. La otrora incuestionable FED se ha visto en el ojo del huracán por los comentarios del presidente de los Estados Unidos criticando, ya sea a la decisión de subir las tasas de interés o la lentitud para bajarlas. Apenas esta misma semana Trump ha hablado de que es necesaria otra reducción para dar un estímulo a la economía de su país. Y esto ha abierto la caja de pandora para que algunos ex funcionarios de la FED externen opiniones coincidentes con la de Trump. Los tiempos cambian.

… en México

De la misma manera, recientemente AMLO en una entrevista a un medio internacional justo antes de la decisión de política monetaria de Banxico había externado su deseo de una baja en la tasa de interés para estimular el crecimiento económico. Si bien lo expresó como un deseo, lo cierto es que fue justo antes de la decisión de Banxico. El banco central ha dicho que existían condiciones para realizar la baja en la tasa de interés en términos de evolución de la inflación, el entorno internacional y el hecho de que los mercados pareciesen haberlo anticipado. Sin embargo, es importante recordar que el mandato único de estabilidad de precios obliga en el caso mexicano -a diferencia de lo que ocurre en Estados Unidos con la FED- a enfocarse exclusivamente en el control de la inflación como su única prioridad. El pronunciamiento de AMLO es un deseo que va más allá del mandato de Banxico, aunque muestra un cambio en la visión prevaleciente durante muchos años en la que no se habla expresamente de crecimiento económico en decisiones de política monetaria.

No queriendo, no queriendo, el comentario de AMLO resulta bastante más provocador en el caso mexicano porque necesariamente abre la Caja de Pandora respecto al mandato actual de Banxico. La discusión de hacer modificaciones constitucionales y otorgar un mandato dual al banco central es quizá el paso que sigue. Veremos.

 

Contacto:

Correo: [email protected]thecatalist.org

Twitter: @MxPiensaMas

Facebook: JFloresKelly

Páginas web: México Piensa Mas / elcatalista

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

inflacion-mercado-economía
La inflación se desacelera por séptima quincena consecutiva
Por

El huevo, el costo de los estudios superiores, el limón y la naranja fueron los productos que mayor incidencia tuvieron...