Aunque compitan en una coalición, a los partidos políticos les conviene que los electores voten por solo uno de ellos, tanto que varios así lo pidieron en campaña, aun en detrimento de sus aliados.

Hay tres razones principales que explican esto. La primera aplica en las elecciones legislativas, ya sean federales o locales, y es que entre más votos tengan, cada partido puede obtener más escaños o curules plurinominales.

La segunda razón es el dinero, ya que el número de votos recibidos –específicamente en los comicios para renovar la Cámara de Diputados federal– es un factor en la fórmula para calcular el presupuesto público a recibir en los siguientes años.

La tercera es la sobrevivencia, pues la Ley General de Partidos Políticos ordena que para mantener el registro, se debe obtener por lo menos el 3% de la votación válida emitida en alguna de las elecciones para diputaciones, senadurías o la Presidencia.

Cuando hay una coalición, los ciudadanos pueden votar por un solo partido, por todos o por alguna combinación posible, es decir, si una coalición tiene tres partidos, se puede votar por uno solamente, por dos o por los tres.

Ojo, aunque hayan sido marcados dos o más partidos, el voto sólo cuenta una vez para el candidato.

No te pierdas: Esto es lo que necesitas para que tu voto cuente el 1 de julio

Durante el cómputo distrital, los votos para coaliciones deben ser repartidos, de acuerdo con el artículo 311 de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales (Legipe).

La Legipe indica que en ningún caso los partidos se pueden transferir o distribuir votos mediante convenios de coalición.

De esta forma, los ciudadanos benefician con su sufragio no sólo a un candidato en particular, sino al partido o partidos de su preferencia.

 

Siguientes artículos

Las elecciones en México: una narración breve
Por

Próximos a conocer los resultados de la elección presidencial de 2018, resulta oportuno recordar cómo ha cambiado la for...