La oficina de estadísticas de la Unión Europea, Eurostat indicó que los precios registraron un declive del 0.3%, debido a la caída de un 1.4% en los costos energéticos.

 

Reuters

BRUSELAS  – Una fuerte caída de los costos de la energía hizo bajar los precios de producción en la zona euro más rápido de lo esperado en enero, según datos divulgados, subrayando los riesgos de deflación que enfrenta el bloque antes de la reunión de política monetaria del Banco Central Europeo del jueves.

PUBLICIDAD

Los precios a puertas de fábricas en los 18 países que comparten la moneda única cayeron un 0.3% en enero respecto de diciembre, debido principalmente a un descenso del 1.4% de los costos de la energía, dijo la oficina de estadísticas de la Unión Europea, Eurostat.

Los analistas consultados por Reuters esperaban que los precios retrocedieran un 0.1% en el mes.

En comparación con el mismo período del año pasado, los precios al productor cayeron un 1.4%, frente a unas expectativas del mercado de un descenso del 1.3%. Fue la mayor caída desde diciembre de 2009, cuando los precios se desplomaron un 3.0%.

Los precios al productor son un indicador adelantado de las presiones inflacionarias porque sus incrementos, a menos que sean absorbidos por los minoristas, eventualmente se traducen en inflación al consumidor, que el Banco Central Europeo (BCE) quiere mantener por debajo, pero cerca, del 2%.

El BCE está listo para tomar una acción el jueves para aliviar las condiciones de crédito y sacar la inflación al consumidor de una “zona de peligro” de menos del 1% interanual, lo que amenaza la frágil recuperación del bloque.

Ajustados por energía, los precios al productor subieron un 0.1% en enero después de no mostrar cambios en diciembre.

En sólo cinco países de la zona euro los precios en las puertas de las fábricas subieron en enero mes a mes, liderados por un crecimiento del 1.1% en Estonia y del 1% en Letonia, un nuevo miembro del bloque.

En Alemania, la mayor economía de Europa, los precios al productor cayeron un 0.1% en enero, después de un alza del 0.1% en el mes anterior.

En la periferia sur del bloque, que está recuperando poco a poco la competitividad tras años de políticas de austeridad, el panorama era mixto: los precios en Grecia crecieron un 0.3% mes a mes, mientras que en España retrocedieron un 1.3% en enero frente a diciembre.

 

Siguientes artículos

Automotrices temen que emergentes frenen recuperación europea
Por

Cifras del sector indicaron que las ventas en Alemania, España e Italia mostraron mejoría en febrero, sin embargo en mer...