México podría ver una disminución en la calificación crediticia soberana otorgada por Moody’s ante el retraso en el cumplimiento de objetivos derivados de la reforma energética, así lo señaló Omar Saavedra, director adjunto de estrategias de mercado de Scotiabank.

“Es muy probable ver una baja en la calificación por parte de Moody’s, pues dio un voto de confianza sobre los resultados de la reforma energética antes de la baja en el precio del petróleo y las condiciones más agudas de volatilidad. Lo cierto es que aún con la revisión, la calificación Baa1 sería adecuada para las condiciones del país”.

En febrero de 2014, Moody’s elevó la calificación soberana de México a grado “A3”, desde “Baa1”, con una perspectiva estable ante la expectativa de que las reformas estructurales aprobadas en 2013 fortalecerían el crecimiento potencial y fundamentales fiscales.

Sin embargo, en marzo pasado, la perspectiva pasó de estable a negativa ante el débil desempeño económico y las necesidades de fondeo de Petróleos Mexicanos (Pemex), que requirió apoyo y recursos del gobierno federal.

PUBLICIDAD

Omar Saavedra explica que Moody’s realizó una baja en la calificación de Pemex en un movimiento que desvinculó la nota de la petrolera de la calificación soberana. Por ello, dijo, en caso de una revisión negativa a la nota del país, Pemex se mantendría con una calificación grado de inversión.

“Incluso podemos decir que los bonos de Pemex son oportunidad para algunos inversionistas, no para todos, pero pueden apoyar algunas estrategias de inversión”.

 

Siguientes artículos

Los 10 estados con mayor corrupción
Por

El Estado de México fue la entidad federativa que reportó más actos de corrupción durante 2015, según el Instituto Nacio...