La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) colocó sellos de suspensión en cinco mangueras en la gasolinera de British Petroleum (BP) ubicada en Naucalpan, en el Estado de México, la cual tiene alrededor de tres meses de haber iniciado sus operaciones.

A través de un comunicado, BP dijo que el pasado 20 de junio la dependencia federal colocó sellos de inmovilización en dicha estación de servicio durante un operativo de verificación. Como resultado fueron colocados sellos de suspensión en cinco mangueras, cuatro de ellas forman parte de un dispensario y la restante pertenece a otra máquina despachadora.

La dependencia detectó en el dispensario de combustible inmovilizado una falla en la batería de respaldo del sistema eléctrico de almacenamiento de información. Mientras que la manguera del segundo dispensario tuvo un error en la prueba de repetibilidad.

“BP está revisando dicha prueba con su equipo de expertos para proceder a remediar, en su caso, cualquier aspecto técnico que haya provocado el resultado en la operación de esa manguera”, indicó la empresa británica.

PUBLICIDAD

La estación de servicio de Satélite, abierta el 9 de marzo pasado, fue la primera que abrió BP en México y durante sus primeras semanas de operación registró una alta demanda de consumidores.

 

También a Costco Gas

De acuerdo con El Universal, la Profeco también colocó sellos en una estación de la gasolinera Costco Gas.

El jueves 22 de junio personal de Profeco realizó una visita de inspección a la estación localizada en el Fraccionamiento Colinas del Parque, en la ciudad de San Luis Potosí, en donde encontró deficiencias evidentes de seguridad, por lo que inmovilizó dos mangueras.

En lo que va del año, la Profeco ha impuesto multas por 108 millones de pesos a gasolineras en todo el país, principalmente, por no despachar litros completos, de acuerdo con un informe de la dependencia encargada de proteger a los consumidores.

De las 11,460 estaciones de servicio que hay en México, la dependencia ha verificado 4,274 y en las cuales ha inmovilizado 2,677 bombas, principalmente en la Ciudad de México y en el Estado de México.

La meta para este año, señala la Profeco, es verificar 7,200 gasolineras, cifra que representa más inspecciones de las que se hicieron en los dos últimos años.

 

Siguientes artículos

Aumentan ataques con malware a dispositivos móviles: Nokia
Por

Tres ataques DDoS infectaron el año pasado a una gran parte de dispositivos que utilizan el Internet de las Cosas.