Notimex.- Uno de los principales problemas que enfrenta el país en materia de seguridad vial es que en algunas entidades se otorgan licencias de automovilista y motociclista sin cerciorarse de que los solicitantes tengan la capacidad de conducir correctamente, lo cual provoca accidentes fatales, consideraron especialistas.

Durante las mesas de trabajo del XI Seminario de Ingeniería Vial “Tecnología para la Movilidad Sustentable y Segura”, ingenieros en vialidad y expertos en movilidad urbana de diversos estados y de otras latitudes, abordaron el tema de los accidentes y las causas de los siniestros viales en las calles y carreteras de México.

Ahí se dio a conocer que de acuerdo con estudios de organismos internacionales en materia de vialidad, México ocupa el séptimo lugar a nivel mundial en muertes por accidentes de tránsito.

Es el tercero en la región de América Latina en muertes por siniestros viales, con 22 decesos al día de jóvenes de entre 15 y 29 años, y 24,000 decesos en promedio al año.

Los siniestros viales constituyen la primera causa de muerte en jóvenes entre cinco y 29 años de edad y la quinta entre la población general.

En ese sentido, en el XI Seminario, se expuso que una de las principales debilidades en materia de seguridad vial no son las carreteras ni las calles, sino la poca cultura vial entre la población y la poca preparación de los conductores.

El especialista en movilidad urbana y unos de los líderes de la Estrategia Misión Cero, Francisco de Anda Orellana, expuso durante su participación que hay entidades del país en donde sacar una licencia es un mero trámite recaudatorio y burocrático.

“Hay sitios en donde ni siquiera es necesario hacer un examen de la vista, no te piden nada para obtener una licencia, se las dan a cualquiera que la solicite e incluso se puede hacer a través de un gestor y ya desde ahí hay un problema importante de seguridad vial”, comentó.

Desde ese punto, agregó, ya empiezan a generarse los conflictos que hoy se viven en materia vial y que suelen reflejarse en accidentes y siniestros viales con saldos fatales.

Por su lado, el especialista yucateco y auditor en ingeniería vial, René Flores Ayora, detalló en entrevista para Notimex que aunque Yucatán es una de las entidades que aplica exámenes más rigurosos para expedir licencias de conducir, también padece de la falta de cultura vial en sus conductores.

Comentó que en esta entidad, cada 28 horas fallece una persona como consecuencia de accidentes de tránsito y las principales víctimas mortales, son motociclistas, los que más facilidades tienen para obtener una licencia de conducir.

Por ello, coincidió en la necesidad de homologar a nivel nacional las políticas y requisitos para obtener una licencia para conducir vehículos motorizados, con exámenes más amplios, tanto en la teoría como en la práctica.

“Yo creo que debería haber cursos de educación vial de por lo menos cinco horas previas a un examen final, lo mismo con la práctica, pues dar licencias sin los mínimos requisitos, puede provocar muchos siniestros fatales que no son lo mismo que un accidente”, explicó.

Los siniestros a diferencia de los accidentes, son hechos que pudieron prevenirse, pero que por omisión o imprudencia causan un daño, y en este caso, la discrecionalidad con la que se otorgan, puede cortar muchas vidas humanas, finalizó.

 

Siguientes artículos

El T-MEC más cerca de ser realidad: aprueban protocolo de sustitución del TLC
Por

Relaciones Exteriores publicó el decreto por el que se aprueba la incorporación al nuevo tratado firmado en Buenos Aires...