Petróleos Mexicanos (Pemex) aún adeuda 50,000 millones de pesos (mdp) a proveedores de la industria petrolera, y éstos esperan que se liquide el monto para septiembre de 2016.

“Nos gustaría que para el siguiente bimestre se pudieran ver liquidados los adeudos”, estima el presidente de la Asociación Mexicana de la Industria del Petróleo (Amipe), Érik Legorreta, en entrevista con Forbes México.

El directivo dijo que cualquier anuncio de pago es bienvenido, pues con la nueva administración el proceso fue rápido, después de un año sin respuesta con Emilio Lozoya.

PUBLICIDAD

La implementación de los pagos ha tomado tiempo debido a procesos administrativos dentro de Pemex, menciona Legorreta, desde identificar adeudos hasta definir a qué empresas se les va a pagar.

Lee también: Pemex carga con 44% de reservas probadas sin socios

“La industria [de proveedores de servicios petroleros] quisiera que fuera más rápida. Se ha atendido de forma puntal, y si no ha sido más rápido se debe a la crisis internacional y falta de liquidez del sector para resolverlo de forma inmediata.”

El caos en la industria petrolera comenzó en septiembre de 2014, cuando los precios del crudo comenzaron a bajar desde 100 dólares por barril hasta un mínimo de 19 dólares en enero de 2016.

Frente a esta situación de bajos precios y la abultada deuda que poseía, Pemex recortó 100,000 mdp de su presupuesto para 2016. La deuda de Pemex con proveedores era de 147,000 mdp, de los cuales la empresa ha liquidado más de 90,000 mdp. González Anaya ha mencionado que se pagarían 30,000 mdp más en las próximas semanas.

 

Nuevos proyectos, con recursos garantizados

Legorreta recuerda que durante 2015 se vivió una crisis intensa de pagos, y respecto a las deudas con los proveedores que se generan actualmente este año, el presidente de Amipa explica que ahora los proveedores buscan proyectos autorizados con recursos garantizados, pues “el plazo de pagos es mayor; puede ser de 90 o 180 días. Pero los proyectos tienen que tener su presupuesto apartado y designado”.

Además, Legorreta expresa que a partir de la llegada de González Anaya se dieron los canales y los candados para que no se movieran recursos a otros proyectos.

También existe mucha expectativa sobre qué proyectos y alianzas hará Pemex que detonarían nuevas inversiones.

Lee también: Pemex explorará aguas profundas con empresas privadas

“Lo más importante es que Pemex defina su visión de largo plazo y objetivos, donde va —o no— a participar, para que lleguen inversiones privadas, y donde sí participe, detone los proyectos en mediano, largo plazo o en asociación con privados.”

Sobre la carga de 44% reservas 3p (probadas, probables y posibles) asignadas sin socio a Pemex, el directivo dice que dependerá del tipo de pozos o de extracción que hayan determinado. “Lo que Pemex defina para nosotros es esencial, pues siendo predominante, quizás en 20 años ya no lo sea, pero eso va a permitir que se acelere la reforma energética.”

Legorreta comenta que alrededor de los precios por barril actuales —39.97 dólares hasta el 5 de julio— Pemex ya tiene la visión para definir qué proyectos va a realizar, las áreas en las que va a seguir invirtiendo y cuáles no.

También menciona que las entidades más afectadas por la crisis del petróleo son Tabasco, Tamaulipas y Veracruz, por su actividad concentrada en la industria petrolera.

Amipe es una asociación civil conformada por personas morales y físicas de la iniciativa privada, sector público, académico y sociedad civil, dedicadas a la industria del petróleo, desde proveedores, contratistas, ingenierías, fabricantes, hasta distribuidores de insumos, bienes y servicios destinados al consumo de la industria petrolera nacional o internacional.

 

Siguientes artículos

Peña Nieto presume crear más de 2 millones de empleos
Por

Peña Nieto dijo que de los 2,031,000 empleos creados en lo que va de su sexenio, el 41% son ocupados por mujeres, mientr...