Ante la posibilidad de un siniestro es importante estar informado sobre a quién acudir y  tener a la mano la documentación necesaria.

 

 

PUBLICIDAD

Los accidentes viales son uno de los siniestros más frecuentes en México. De manera anual, se reportan medio millón de incidentes relacionados con automovilistas, los cuales ocurren entre jóvenes de 16 a 35 años, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

“En México los accidentes automovilísticos tienen un alto nivel de incidencia. Sin embargo, pocos son los usuarios que conocen el procedimiento a seguir en este tipo de situaciones, lo que provoca vulnerabilidad en los implicados”, aseguró Pedro Muro, director de Siniestros Automóviles de Zurich.

A continuación, te compartimos cinco recomendaciones que debes tener en cuenta en caso de un accidente automovilístico, según Zurich.

  1. Repórtalo. En cuanto ocurra el incidente notifícalo de inmediato, esto ayudará a que la situación se resuelva con mayor facilidad. Se recomienda mantener el auto en la posición final, y en caso de ser necesario toma una fotografía.
  2. Cerciórate. Es fundamental que verifiques si hay heridos y si las lesiones son de gravedad te comuniques de inmediato con los servicios de emergencia.
  3. Mantente al margen. Si eres el tercer involucrado, por tu seguridad, es recomendable que no realices comentarios sobre lo ocurrido, a menos que una autoridad te solicite lo contrario.
  4. Espera a tu compañía aseguradora. Para realizar cualquier trámite relacionado con el pago de tu aseguradora, siempre debes esperar instrucciones de ajustador, quien realizará un deslinde de responsabilidad técnica con base en el reglamento de tránsito.
  5. No sigas al implicado. Si intentas seguir al responsable o a un tercero puedes provocar un siniestro mayor. Se sugiere anotar las placas, marca y color del vehículo, ya que esos datos serán de utilidad para levantar un acta antes las autoridades pertinentes.

 

Siguientes artículos

Advertencias económicas: la señal de las marcas de lujo
Por

Comúnmente, cada vez que el sector de lujo comienza a flaquear es señal de una desaceleración económica mayúscula.