El pasado 24 de julio la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC por sus siglas en inglés) anunció que impondrá una multa de 5 mil millones de dólares a Facebook por violar un acuerdo establecido en 2012 donde la compañía garantizaba que ningún tercero podría aprovecharse de los datos que recopilaban en sus plataformas.

Derivado del escándalo de Cambridge Analytica, la FTC decidió investigar la forma en la que Facebook utiliza los datos de sus usuarios y quienes pudieron beneficiarse. Fue entonces que se descubrieron muchas fallas en seguridad y resguardo de datos. Por ello, la institución impuso la multa más grande no sólo de la historia de la Institución, sino prácticamente de todo el mundo.

La suma, equivalente a 100 mil millones de pesos mexicanos, corresponde a lo que costará la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México al pagar a todos sus acreedores. También, es similar al rescate financiero de Pemex durante los próximos 3 años, de acuerdo con el plan de negocios para la paraestatal presentado por el Gobierno de la República.

Para la empresa de tecnología, representa poco más de un mes de ganancias, puesto que sólo en 2018 acumuló 55 mil millones de dólares, un aumento del 37% respecto del año anterior. Además, paradójicamente, después del anuncio de la multa a la que se hicieron acreedores, las acciones de la compañía tuvieron un repunte de casi 1.8%.

No obstante, la multa no es la única sanción a la que se someterá la empresa de Mark Zuckerberg, puesto que se han impuesto nuevas reglas al modelo de negocios de la compañía, solicitando mucho más transparencia y control sobre los datos de los usuarios.

Así, se creará un comité de manejo de datos personales que, incluso, estará por encima de las decisiones de Zuckerberg y que informará a la FTC sobre cualquier acción que involucre el uso de datos de los usuarios.

Lee también: Investigan si Facebook compra a rivales antes de que sean una amenaza

Además, fue creado un comité externo conformado por diferentes empresas e instituciones especializadas en derechos de los usuarios y datos personas que durante 20 años evaluará las políticas de comercialización de la empresa para evitar que se violen los acuerdos que Facebook tomó con la FTC.

En cumplimiento de la sentencia, se creará la figura de oficiales de cumplimiento, una especie de policía que revisará que las decisiones tomadas por el comité de manejo de datos se ejecuten realmente y que cualquier nueva disposición que proponga Facebook se realice en estricto apego a los acuerdos firmados.

Por ello, Facebook tendrá que vigilar que todos los terceros que trabajan con sus datos cumplan las estrictas normas de vigilancia que le ha impuesto el gobierno estadounidense, además de evitar la recopilación de números telefónicos con fines publicitarios cuando se hace una autenticación de dos pasos y explicar clara y ampliamente en qué consiste la tecnología de
reconocimiento fácil y para qué es utilizada.

Es muy probable que, a partir de este año, veamos cambios sustantivos en la comunicación de Facebook y las campañas publicitarias que de ahí emanen. Además, veremos que si bien la compañía no se apartará de su modelo de negocios (que básicamente consiste en monetizar los datos de los usuarios), sí veremos cambios radicales en la forma en que la información se nos presenta. Esperemos que ello implique una toma de conciencia por parte de los usuarios sobre el valor que tienen sus datos personales.

 

Contacto:

Correo: [email protected]
Twitter: @sincreatividad

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Foto: Angélica Escobar/Forbes México.
Unifin coloca bono por 200 mdd en mercados internacionales
Por

El bono permitirá a Unifin ampliar su cartera para continuar otorgando mayor financiamiento a las Pymes.