Buycott te permite conocer qué compañía está detrás de las marcas que compras. Aunque aún no tiene mucha información sobre empresas mexicanas, el usuario puede colaborar a alimentar la base de datos.

 

Por Clare O’Connor

 

PUBLICIDAD

En su discurso de apertura en la reunión anual Netroots Nation del año pasado, Darcy Burner lanzó una idea aparentemente simple a los miles de bloggers y desarrolladores web en la audiencia. La ex programadora de Microsoft y candidata al Congreso propuso una aplicación para smartphones que permitiera a los compradores escanear códigos de barras para comprobar si los derechistas multimillonarios Charles y David Koch estaban detrás de un producto.

Burner descubrió que el comprador promedio de supermercado no tiene ni idea de que la compra de unas toallas de papel, papel higiénico o vasos de cartón significa contribuir con dinero a una industria en particular. Del mismo modo, la compra de un par de pantalones de yoga que contienen Lycra o una alfombra Stainmaster significa entregar dinero indirectamente a los conservadores hermanos Koch (Koch Industries compró a DuPont en 2004 Invista, la mayor compañía de textiles y fibras del mundo).

En ese momento, Burner creó una interfaz simulada para su aplicación, pero eso fue todo. Ella estaba esperando encontrar al equipo adecuado para construir el mecanismo, lo que podría resultar complicado dadas las a menudo turbias estructuras de propiedad de las empresas.

Ella no estaba al tanto de que mientras daba su discurso en Netroots, un grupo de desarrolladores estaba trabajando duro en Buycott, una versión más sofisticada de la aplicación que proponía.

“Recuerdo haber leído en Forbes la historia sobre la propuesta de aplicación para ayudar a boicotear a Koch Industries y desear que estuviéramos listos para lanzar nuestro producto”, dijo Maceo Martínez, de Buycott.

Un año después, Buycott está disponible para su descarga en iPhone o Android, haciendo su debut en iTunes y Google Play a principios de mayo. Se puede escanear el código de barras de cualquier producto y la aplicación gratuita rastreará la propiedad de la marca hasta llegar a la cima de su matriz corporativa, incluyendo conglomerados como Koch Industries.

Una vez que se hayas escaneado un artículo, Buycott mostrará el árbol genealógico-corporativo en la pantalla del teléfono. Escanear una caja de Splenda, por ejemplo, llevará a su padre, McNeil Nutritionals, una filial de Johnson & Johnson.

Además, el usuario puede unirse a las campañas de para boicotear prácticas comerciales que violan sus principios y no a empresas individuales. Una de estas campañas demanda el etiquetado de los Organismo Genéticamente Modificados e invita al usuario a revisar su caja de cereal y le dirá si éste fue elaborado por una de las 36 corporaciones que donaron más de 150,000 dólares para oponerse al etiquetado obligatorio de los alimentos genéticamente modificados.

La decisión de adherirse a esa campaña puede hacer la compra del desayuno casi imposible, ya que la lista incluye no sólo a los grandes nombres, como el gigante agrícola Monsanto, sino a casi todas las grandes empresas de consumo con presencia en el pasillo de un supermercado: Coca-Cola, Nestlé, Kraft, Heinz, Kellogg, Unilever y muchas más.

Buycott todavía está trabajando en añadir nuevos datos a su listado, y perfeccionando la información sobre las estructuras de propiedad de las empresas. La mayoría de las empresas de la base de datos actual en realidad poseen más marcas que las que Buycott tiene constancia. Los desarrolladores están pidiendo a los compradores que ayuden a mejorar su tecnología mediante la introducción de nombres de productos que escanean o que la aplicación aún no reconoce.

Y si todo esto suena digno pero deprimente, ten la seguridad de que tu próximo viaje al supermercado no tiene que completamente gris. Hay campañas en Buycott que alientan a los compradores a apoyar marcas que, por ejemplo, han respaldado abiertamente los derechos LGBT. Puedes escanear una botella de Absolut vodka o una bolsa de granos de café de Starbucks y enterarte de que las dos empresas han apoyado al matrimonio del mismo sexo, por ejemplo.

Las base de datos sobre los productos a la venta en México no es tan completa ni cuenta con información sobre organizaciones de activistas en pro o contra de alguna marca, ésta podría ser una excelente plataforma para desarrollar una base social.

Por el momento, la app está disponible sólo para iOS, pero ya alistan una versión para dispositivos Android.

 

Siguientes artículos

Wall Street cae por indicadores; Cisco compensa pérdidas
Por

El reporte trimestral de Cisco contrarrestó algunas decepciones de la economía estadounidense.   Reuters NUEVA YORK...