¿Son el PAN y el PRD partidos de derecha e izquierda hoy? ¿Dónde perdieron la brújula política?

 

 

 

La semana pasada recibí la llamada de un muy estimado amigo, del cual respeto mucho su opinión sobre asuntos políticos, entre otras cosas, y me comentó que estaba de acuerdo con el planteamiento general de mi artículo de la semana pasada, pero que había un solo punto con el cuál no coincidía. En honor a su comentario, le pedí que si me hacia favor de mandarme por mail su opinión, la cual aquí reproduzco por estar de acuerdo en su apreciación:

 

Sólo hay una cosa en que no coincido, en el hecho de los extremos de derecha y de izquierda, aunque para efectos académicos y de la descripción de la geometría política está bien. ¿Pero por qué no estoy de acuerdo? Bueno, porque pienso que ambos partidos con el paso del tiempo ya perdieron su eje ideológico: el PAN y el PRD, hoy ya no son ni de derecha ni de izquierda.

Ambos partidos, hasta hace un par de décadas, sí funcionaban con base en sus ideologías y sus acciones políticas y sociales, efectivamente sí corrían dentro del eje cartesiano que describiste en tu artículo, unos más y otros menos lejos del centro. Sin embargo, el hecho de haber llegado al poder y que ocuparan importantes posiciones políticas como gubernaturas, mayorías simples en los congresos y alcaldías, los hicieron perder su principio ideológico y lo cambiaron por un pragmatismo ambicioso y pueril.

AMLO y su Morena no representan a la izquierda por el simple hecho que no son de izquierda, nacieron y se forjaron en el PRI, para después tomar un rumbo en contra del sistema, pero sin la ideología formal. En el caso de Cordero, Gil, Nava y otros panistas más, tampoco son de derecha y menos comulgan con la ideología que plasmó Manuel Gómez Morín, son políticos advenedizos del foxismo.

Hoy, unos y otros se ajustan en torno a un pragmatismo que persigue estar en el poder por el poder, es la única manera que se puede entender cómo, por un lado, el PRD apoya una reforma fiscal, pero no la energética, y, en el caso del PAN, la energética y no la fiscal, pero eso sí, ambos buscan alianzas electorales para derrotar al PRI en las urnas. Por si fuera poco, además, ambos bloquean la reforma política del DF.

El proceso histórico que nos ha hecho llegar hasta esta situación, se puede abreviar de la siguiente manera: el PAN perdió el principio ideológico cuando llegaron los neopanistas a partir de Clouthier y la llegada de los foxistas, mientras que en la izquierda se perdió con el asalto de la Corriente Democrática al PM; Cárdenas y Muñoz Ledo cambiaron la ideología de izquierda por la del Nacional Revolucionario del viejo PRI y la izquierda se convirtió en mercenaria y clientelar.

 

Mi estimado Carlos, queda plasmado tu comentario con el cual estoy totalmente de acuerdo. Y por ahí dicen que fue Carlos Castillo Peraza quien expresó en algún discurso: “No vaya a ser que cuando ganemos la Presidencia de la República, perdamos el partido”. Si así lo dijo, fue con voz de profeta.

 

 

Contacto:

Mail:[email protected]

Twitter: www.twitter.com/@Marcovherrera

 

 

 

*Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

 

Siguientes artículos

Escasez de alimentos ‘reinventa’ la cocina en Venezuela
Por

Los establecimientos han tenido que remplazar los ingredientes de sus platillos, debido a que productos básicos como har...