En las últimas semanas, la prensa ha recogido las buenas cifras que muestra el turismo mexicano, teniendo en cuenta el fuerte desplome que vivió durante la pandemia. El mejor comportamiento del virus en tierras norte y latinoamericanas, así como la mayor estabilidad que muestran estos países en momentos en los que en Europa se vive una guerra, a la vez que en Asia vuelven a confinarse, ha propiciado que los turistas regresen a un país que, como muestra la estadística, presenta una importante dependencia de este sector.

Por detrás de España, México es de esas economías que más peso otorga dentro de su PIB al sector turístico. De media, en los últimos años, el peso del sector turístico en el PIB mexicano ha sido superior al 8%, por lo que hablamos de un gran motor económico para el país azteca. Además, esta importancia también la observamos cuando extrapolamos el análisis a otros contextos como el empleo, donde el sector turístico vuelve a dejar patente su importancia y su capacidad para dinamizar la economía mexicana.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Cuando llegó la crisis económica, el sector más castigado por esta crisis pandémica fue, sin lugar a dudas, el sector turístico. Ante la necesidad de contener la expansión del virus, la respuesta de los Gobiernos pasaba por frenar el contacto social, y con ello se frenaban los viajes, los transportes, así como todo aquello que precisaba de ese contacto social. Para que nos hagamos una idea, tal fue el shock, que el sector, que ocupaba el 8,5% del PIB mexicana en el año 2019, pasó a representar el 6,7% de dicho PIB. En otras palabras, el sector turístico se apagó como nunca antes se había apagado.

Ahora bien. En cuanto se ha ido permitiendo dicho contacto social, los turistas han comenzado a realizar sus reservas, a la vez que las empresas ligadas a este sector comenzaban a operar. Los buenos datos que vemos en las distintas bolsas de valores sobre las cadenas hoteleras, las aerolíneas, así como otras empresas muy ligadas al sector turístico son la mera muestra de las buenas expectativas que se tienen sobre la recuperación del sector. El turismo ha echado a andar, y los datos nos dicen que pretende recuperar su ritmo, pudiendo incluso superarlo, muy pronto.

Y todo esto, para una economía en la que el turismo presenta esa destacada importancia, es un dato que celebrar. Pues con las expectativas de las que hablábamos, como podremos observar en los resultados de la Cuenta Satélite del Turismo que se publicará en diciembre de 2022, se espera que esa participación del PIB Turístico en el PIB Nacional mejore hasta alcanzar el 7,1%, pudiendo cerrar el 2022 por encima del 8,3%, es decir, únicamente tres décimas por debajo del dato de 2019.

¿Ya nos tienes en Facebook? Danos like y recibe la mejor información

En dólares, y con base en las expectativas que arrojan los indicadores turísticos consultados, el secretario de Turismo del país, Miguel Torruco Marqués, indicó que el consumo turístico será de más de 146,000 millones de dólares al cierre de este año. Si estas cifras se cumplen, estaríamos hablando de un consumo que se dispararía más de un 12% respecto al registrado en 2021, teniendo en cuenta la suma del gasto local y el gasto internacional. Como vemos, hablamos de una recuperación bastante evidente y que, a la luz de los datos, ofrece optimismo a una economía que, junto al comercio internacional, ve como sus motores económicos comienzan a reactivarse.

Los últimos meses no han sido fáciles para la economía mexicana. La situación vivida con la pandemia, así como con la inflación, ha llevado al estancamiento al PIB mexicano. Además, las políticas para combatir la inflación, a la vez que tratan de frenarla, hacen más difícil la salida del escollo. Una situación que en la cabeza de los analistas ya sonaba a estanflación, con las consecuencias que todo ello tendría para el país azteca; el cual, además, se mostraba como la economía que menos ha impulsado la recuperación y que, por ende, más tarde preveía recuperarse.

Sigue la información sobre los negocios y la actualidad en Forbes México

Sin embargo, entre tantas sombras, esta reactivación del sector turístico vuelve a animar a una economía que precisa de estas noticias para confiar en la recuperación. Junto al comercio internacional, así como otras oportunidades que en este contexto se ofrecen, recuperar el sector turístico es una gran noticia para México. Además, estas expectativas que se presentan, teniendo en cuenta el ahorro con el que cuentan muchos turistas tras no poder viajar por las restricciones derivadas del Covid, reflejan un incremento en el gasto por turista que anima todavía más, previendo un incremento en el gasto que supera el 20%.

En resumen, y como dije hace unas semanas, hay motivos para confiar. Sin embargo, el país atraviesa una situación difícil y que debe remediar cuanto antes. Potenciar y reforzar estos motores de crecimiento económico, los cuales vuelven a funcionar con normalidad en tanto en cuanto se normaliza la situación, es una buena apuesta para retomar una recuperación, en estos momentos, interrumpida.

Suscríbete a Forbes México

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Fcollmorales

LinkedIn: francisco-coll

Facebook: FcoCollMorales

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

turismo Jalisco
Nuevos retos para el emprendimiento en el turismo
Por

La industria turística que, durante la pandemia, fue una de las más afectadas, espera que en el 2022 la recuperación alc...