La capacidad de procesamiento de las seis refinerías en México cayó 50% frente a los niveles de 2013, reportó la Administración de Información Energética (EIA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos.

Los insumos de petróleo crudo para los complejos de Petróleos Mexicanos (Pemex) disminuyeron por quinto año consecutivo, un desplome de casi 600,000 barriles diarios.

“Esta disminución en el procesamiento del crudo ha coincidido con una disminución en la producción nacional de crudo ligero que las refinerías del país están mejor preparadas para procesar. México se ha basado cada vez más en las importaciones de productos petrolíferos de los Estados Unidos para satisfacer la demanda interna”, detalló la agencia en un comunicado.

La capacidad de procesamiento que posee Pemex es de 1.54 millones de barriles diarios de crudo.

Hasta 2013, Pemex mantuvo una tasa promedio de utilización de refinería cercana o superior al 75% entre 1990 y 2013. Para 2018, la tasa de utilización de la red de refinería de México cayó a menos del 40%.

La EIA explicó que la los complejos refinadores mexicanos están configurados para procesar crudo ligero, tres (Minatitlan, Cadereyta, Madero) están equipadas con unidades de coker para producir gasolina con bajo contenido de azufre a partir de petróleo crudo pesado.

“La disminución del 35% en la producción mexicana de petróleo crudo ligero entre 2013 y 2018 ha resultado en limitaciones en los insumos de la refinería de petróleo crudo. Los insumos de petróleo crudo ligero a las refinerías de Pemex cayeron por debajo de 400,000 barriles diarios”, recordó.

Las refinerías requieren un mantenimiento periódico para garantizar el funcionamiento óptimo de las unidades de procesamiento que refinan el petróleo crudo para convertirlo en productos derivados del petróleo, como la gasolina de motor y el diesel. Los insumos de petróleo crudo en las refinerías de Pemex desde 2014 se han visto aún más limitados.

Las disminuciones en la producción nacional de combustibles líquidos para el transporte han aumentado la dependencia de México de fuentes extranjeras de productos refinados de petróleo. Las importaciones de Pemex de gasolina para motores aumentaron alrededor de 230,000 barriles diarios entre 2013 y 2018, compensando disminuciones similares en la producción nacional en las refinerías de Pemex.

PEMEX producción nacional de gasolina e importaciones.

Fuente: Administración de Información de Energía de los Estados Unidos, basada en datos publicados por Petróleos Mexicanos.

Las importaciones mexicanas de los Estados Unidos han ayudado a compensar una gran parte del déficit de Pemex en la producción de gasolina de motor, suministrando alrededor de 535,000 barriles diarios en 2018, más del doble del nivel de importaciones en 2013.

Pemex actualmente obtiene parte de su gasolina a través de su empresa conjunta con Shell en la refinería Deer Park por 340,000 barriles diarios en Texas. La asociación, que se extendió recientemente hasta 2033, incluye un acuerdo para que Pemex proporcione una parte del crudo pesado a cambio de productos petrolíferos terminados.

El gobierno mexicano del presidente Andrés Manuel López Obrador anunció un plan nacional de refinación para lograr la autosuficiencia.

En septiembre de 2018, el gobierno mexicano anunció una iniciativa llamada Plan Nacional de Refinación para ayudar a México a lograr la independencia energética para 2022. El plan incluye mejoras y reconfiguraciones en las seis refinerías de Pemex, así como la construcción en Dos Bocas de una séptima refinería, que está diseñada Procesar 340,000 b / d de crudo pesado. Si se logra, las refinerías de Pemex podrían procesar 1.86 millones de b / d de petróleo crudo para producir un estimado de 781,000 b / d de gasolina de motor y 560,000 b / d de combustible diesel.

 

Siguientes artículos

Entrevista | Malcom Pryus: El líder de Ikea en México que no fue a la universidad
Por

Malcolm Pruys es el encargado de la operación de Ikea en México; su plan incluye contratar a cerca de 300 personas el pr...