La empresa que forma parte de América Móvil se encuentra inmersa en un proceso de renovación tecnológica con el que busca mantenerse vigente y ampliar su participación en el mercado de la publicidad en México.

 

Para una empresa de publicidad con más de 100 años de existencia en el mercado, la aparición de la televisión, la radio, los periódicos y motores de búsqueda parecían perfilarse como sus asesinos. La Sección Amarilla parecía tener los días contados. Sin embargo, hoy asegura que su negocio apenas empieza a tomar color y ve en su incorporación tecnológica el secreto de una nueva juventud.

“La Sección Amarilla es una empresa vieja en tiempo, pero nueva en tecnología”, asegura en entrevista con Forbes México Benjamín Podoswa Schwaycer, director general de la popular empresa mexicana que se encuentra en portafolio de negocios de América Móvil.

PUBLICIDAD

Desde hace casi 5 años, la compañía inició un proceso de renovación tecnológica en el que ha invertido entre 25 y 30 millones de dólares (mdd), que les ha permitido llevar al directorio de las hojas amarillas a tomar un segundo en aire en internet a través de su propia página y el lanzamiento de aplicaciones especializadas.

Este 2014, la empresa que dirige Podoswa se prepara para continuar con su modernización y afianzar una alianza que mantiene con Google desde hace tres años, para ampliar su participación en el mercado de la publicidad, en un país en el que más de 90% de las compañías se encuentra conformada por Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), que mira como sus clientes potenciales.

 

Del libro al punto com

 

La historia de la Sección Amarilla se remonta a más de un siglo de historia. Las primeras páginas de este directorio vieron la luz a finales del siglo XIX, cuando la Compañía Telefónica Mexicana se dio a la tarea de crear una lista de suscriptores y dar un espacio a los anunciantes.

Con el paso de los años pasó a formar parte de Teléfonos de México (Telmex) y ahora como parte de América Móvil busca continuar con el proceso de renovación de sus páginas físicas, así como digitales.

Foto: Sección AmarillaA pesar de que Podoswa reconoce que en la actualidad las operaciones de las empresas requieren su incorporación a la era tecnológica, en el caso de la empresa que dirige le ha representado una transformación que no resultado nada sencilla: “Para nosotros ha sido un proceso mucho más retador, porque en una empresa como la nuestra es muy importante  en la economía de un país”, dice Benjamín.

Sin embargo, descubrió que su principal reto podría también podría convertirse en una oportunidad para a atraer más anunciantes, gracias a la ventaja que podía ofrecerle una plataforma multimedia como es su página en internet que, actualmente, cuenta con una base de datos de 2 millones de registros de productos y servicios.

“Lejos de estar presionados por esta tecnología creo que ha sido una herramienta importantísima para hacer una revolución tecnológica que nos coloca como una de las empresas más evolucionadas tecnológicamente”, asegura el director de Sección Amarilla.

Pero, la aparición de buscadores como Google y la penetración que han logrado sus servicios entre los usuarios, parecían poner en aprietos la oferta de la Sección Amarilla en la red. Sin embargo, en un mundo globalizado las empresas han descubierto que pueden ser en algunas ocasiones amigas y competidoras, asegura Podoswa Schwaycer.

Así fue como la alianza con la estadounidense en el país les ha permitido robustecer su oferta de servicio y apoyar su desarrollo en la red: “Google es el más importante ‘encontrador’ de contenidos en el mundo y nosotros en México somos el más importante generador de contenidos… Este fue uno de los movimientos más interesantes que yo creo que ha sido de los más certeros para la empresa”, reconoce el empresario.

Actualmente, la publicidad digital crece en el orden de los dígitos, mientras que la oferta de productos digitales del directorio de anunciantes habría crecido en 2013 cerca del 42%.

 

Nuevos retos

Este 2014,  Podoswa Schwaycer adelanta que la empresa que encabeza estará incursionando con nuevos productos  en  plataformas tecnológicas que les permitan estar presentes dentro de toda la oferta de servicios publicitarios.

Aunque sabe que el reto de renovación se mantiene vigente para estar presente en todas las plataformas, mientras que descarta que las más de 18 millones de copias del directorio que se distribuye en más de 118 localidades vayan a desaparecer, ya que la demanda de los usuarios y anunciantes sigue impulsando su producto impreso.

“Tenemos que seguir modernizándonos y profesionalizando el servicio, así como ir por más mercado en libro y digital en cada comercio del país”, dice.

Benjamín Podoswa tiene en mente el activo principal que pueden tener como empresa para no desaparecer: “El contenido es el rey, y el que tenga más contenidos será el que tenga el mayor negocio”.

 

Siguientes artículos

¿La mariguana es el futuro de los negocios?
Por

Una larga lista de empresas de Canadá y Estados Unidos están listas para hacer dinero a través del cultivo, venta y dist...