Reuters.- Las señales de que la Reserva Federal seguirá subiendo sus tasas de interés mantendrán preocupados a los inversores, en momentos en que no hay indicios de que vaya a ceder la guerra comercial entre las mayores economías del mundo y luego de que el Fondo Monetario Internacional redujo sus pronósticos de crecimiento.

Las minutas de la reunión de septiembre de la Fed divulgadas el miércoles, mostraron que todas las autoridades del banco central respaldaron el alza del costo del crédito el mes pasado.

El jueves, el dólar subió a un máximo de una semana y Wall Street cayó con fuerza, luego de que los mercados analizaron las minutas.

El endurecimiento monetario de la Fed se da en momentos de flojos datos de crecimiento a nivel global, en medio de la guerra comercial entre Estados Unidos y China. El FMI redujo sus pronósticos de expansión mundial en 2018 y 2019 y aseguró que la tensión comercial y el aumento de aranceles está afectando al comercio.

PUBLICIDAD

El crecimiento económico y la producción de las fábricas de China se desaceleraron en el tercer trimestre, según cifras publicadas el viernes, por lo que los reguladores trataron de calmar a inversionistas nerviosos por la disputa con Washington, mientras analistas recortaban sus previsiones de expansión para 2019.

Las mayores tasas de interés -comúnmente perjudiciales para los activos de riesgos como las acciones- también se presentan en un contexto en que las plazas bursátiles estarían ingresando al territorio técnico de “mercados bajistas”, golpeados justamente por la retórica comercial del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y las decisiones de la Fed.

A todo lo anterior, los inversionistas suman la disputa presupuestaria entre Italia y la Unión Europea.

El primer ministro italiano defendió su presupuesto, enfrentando las críticas de la Comisión Europea que aumentó la presión sobre Roma por un borrador que calificó de una violación sin precedentes de las normas fiscales de la UE.

Los retornos de la deuda italiana a 10 años han escalado en las últimas semanas en medio del enfrentamiento.

Los inversores también seguirán las conversaciones por el Brexit, después de que la primera ministra británica, Theresa May, afirmó que analizaría ampliar “unos meses” el período de transición de la salida del país de la UE.

 

Siguientes artículos

Cancelar el NAIM pegaría al peso, a la Bolsa y a las finanzas del país, advierten
Por

Desde una ligera depreciación del peso, hasta un castigo de los inversionistas en mercados financieros, cancelar el proy...