“Sé Más Hombre”: una frase repetida hasta la saciedad para probar nuestra “hombría” y provocarnos entre varones. Un mensaje tan vacío de significado como cargado de violencias. 

Pero, ¿qué es ser Más Hombre?

En 2020 “Ser Más Hombre” tal vez pase por resignificar lo que históricamente esta frase ha significado y sigue significando, todavía ligada a comportamientos machistas, misóginos, homofóbicos y violentos. 

Si enmarcamos esta forma nociva de entender la masculinidad en un contexto de confinamiento, el resultado es devastador. Así lo reflejan las estadísticas, donde vemos cómo las denuncias por violencia familiar se duplicaron y las llamadas a teléfonos de emergencia aumentaron un 60% a partir de marzo de 2020; además, las solicitudes de asilo en refugios de mujeres han aumentado un 30%, según la Red Nacional de Refugios.

Por esta y otras muchas razones y estadísticas es imprescindible resignificar el “Ser Más Hombre”, porque si históricamente ha significado fuerza, carácter y bravura mal enfocadas, hace falta mucha más fuerza, carácter y valentía para resignificar esa frase.

Hacerlo no implica ningún acto heróico, o al menos no como los tenemos insertados en nuestro imaginario colectivo. Tampoco supone  una lucha o ningún protagonismo hacia afuera en el espacio público. Sí implica ver estos tiempos de confinamiento como una oportunidad que tenemos como varones para ponernos a hacer lo que nos corresponde y contribuir desde nuestro lado y con acciones concretas a la creación de espacios seguros y libres de estereotipos y violencias.

Eso necesariamente pasa por una apertura de nuestros roles a través de nuestra implicación en las distintas esferas del concepto del “cuidado”, que históricamente ha estado conectado al espacio más interior e íntimo, a nuestras relaciones, al hogar y al entendimiento de nuestras emociones y de nuestros cuerpos, espacios de los que históricamente también, hemos estado muy alejados.

“Me siento como un león enjaulado”.

El contexto actual de cuarentena por COVID-19, nos ha puesto a millones de personas en casa. Entre ellas, a millones de hombres que por fuerza mayor hemos sido relegados a tener que habitar la esfera privada. Un espacio, el privado e íntimo, que muchos no saben cómo habitar y donde familiarizarse con el cuidado es clave para aprender a transformar nuestra forma de entender el liderazgo, y así contribuir de forma correspondiente a superar las desigualdades que estamos viviendo como sociedades.

Resulta imprescindible que nos demos cuenta de que para liderar primero tenemos que aprender a cuidar: no podemos pretender liderar a otros si ni siquiera somos capaces de cuidarnos a nosotros mismos.

Sin embargo, sucede que el entendimiento generalizado que como hombres tenemos del liderazgo está asociado a la Esfera Pública, una de las razones por la que gran parte de la población masculina suele estar alejada del cuidado y de todo lo que esto implica: autocuidado, cuidado de nuestros espacios y cuidado de nuestras relaciones. 

Es por eso, amigo lector, que en esta columna quiero proponerte el reto de aprovechar lo que nos quede de este confinamiento para resignificar el “Ser Más Hombres” y darnos cuenta de que  “Ser Más Hombres” implica atrevernos a descubrir otra clase de liderazgo; una que pasa por transformar ese cliché basado en un tipo de masculinidad sometedora, controladora y violenta. 

¿Cómo hacerlo?

Te invito a sumarte durante estos próximos 21 días al reto de #21DíasdeCuidado a través de una acción al día. Somos muchos varones los que ya lo estamos haciendo.

Sé más hombre: Hoy muéstrate vulnerable y escríbele a tu yo del futuro.

Sé más hombre: Hoy y cada día, corresponsabilízate de las labores del hogar.

Sé más hombre: Hoy conecta con nuevas historias.

Sé más hombre: Hoy muéstrate más afectivo y cercano a alguien. 

Sé más hombre: Hoy pon en práctica la Empatía Radical.

Sé más hombre: Hoy prueba tus habilidades como diseñador de interiores. 

Sé más hombre: Hoy redescúbrete con tu pareja (o con un ser querido).

Sé más hombre: Hoy cambia costumbres por rituales.

Sé más hombre: Hoy dale un cumplido público a otra persona que admires.

Sé más hombre: Hoy expresa tus emociones en la pista de baile.

Sé más hombre: Hoy sé (más) compasivo y ayuda a ese ser peludo. 

Sé más hombre: Hoy acepta lo que no sabes y aprende algo nuevo.

Sé más hombre: Hoy haz una limpieza de tu closet.

Sé más hombre: Hoy día de spa para cuidar a quien más amas.

Sé más hombre: Hoy mírate al espejo y modela para ti. 

Sé más hombre: Hoy conecta con tus deseos más profundos y redefine tu propósito.

Sé más hombre: Hoy ofrece tu ayuda a un adulto mayor 

Sé más hombre: Hoy dale un descanso a tu mente.

Sé más hombre: Hoy inventa una nueva receta.

Sé más hombre: Hoy cuida del Planeta dándole una segunda vida a algo.

Sé más hombre: Hoy conecta contigo mismo e identifica un talento oculto en ti.

Estamos ante un momento histórico donde tenemos que dejar de vernos como “leones enjaulados” y entender que tenemos una gran oportunidad para aprender a cuidar de nosotros mismos, de nuestro hogar, y de nuestras relaciones.

Sé Más Hombre.

Súmate a #21DíasdeCuidado 

Contacto:

@nickonogués es Activista defensor de los Derechos Humanos y Medioambientales, divulgador creativo, consultor estratégico y fundador del Instituto #demachosaHOMBRES y MIRACLE, consultora experta en activismo empresarial.

Twitter: @nickonogues

Instagram: iinstagram.com/nickonogues/

Facebook: facebook.com/nicko.nogues/

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

empleo en Mexico
Coronavirus deja sin empleo a 12 millones de mexicanos: Inegi
Por

El confinamiento en México ha representado una disminución de la fuerza laboral, por lo que existió la variación de la P...