La industria manufacturera prefiere el corto plazo: 64% de sus directivos considera que el crecimiento en las ventas es una de sus prioridades estratégicas, según una encuesta de KPMG Internacional.

 

Sólo cuatro de cada 10 directivos de la industria manufacturera asignarán más de 20% de su gasto total en Tecnologías de la Información (TI), al área de sistemas para mejorar el ritmo y el valor de la innovación de acuerdo con la encuesta Perspectivas globales de la Industria de Manufactura 2015. Preparándose para la batalla: fabricantes listos para la transformación, de la firma KPMG International.

PUBLICIDAD

Por otra parte, 64% de los directivos considera que el crecimiento en las ventas es una de sus prioridades estratégicas a corto plazo, mientras que 32% considera como prioridades estratégicas el desarrollo de nuevos productos, así como la investigación y el desarrollo (I&D por su acrónimo en inglés).

“La industria manufacturera se encuentra en medio de una transformación masiva; sin embargo, son pocos los fabricantes que verdaderamente están viviendo un cambio trascendental. La mayoría está aún ajustando sus modelos de negocio y estructuras operativas, preparándose para la batalla que está por venir”.

Debido a su localización geográfica y sus centros desarrollados de manufactura, México se encuentra en una posición enfocada principalmente a proveer al mercado estadounidense y atender las demandas cada vez más crecientes de manufacturas alineadas a las necesidades del cliente, al acortamiento en los tiempos de respuesta y a los cambios en el mercado. Sin embargo, todavía no hemos visto de manera importante la adopción de nuevas tecnologías, como impresión en 3D y mayor visibilidad en la cadena de suministro.

“Un reto importante para las empresas manufactureras mexicanas será alinearse a las necesidades y prioridades en la cadena de suministro, ya sea que formen parte de esta, o bien, que requieran tener visibilidad de sus proveedores y empresas colaboradoras a lo largo de la cadena”, comentó Mario Hernández, socio del segmento IMMEX de KPMG en México.

Además, la encuesta muestra que los fabricantes saben que invertir en tecnologías de punta es una estrategia “obligatoria” a largo plazo: más de dos tercios de los tomadores de decisiones confirman que están enfocados en estrategias de innovación con esta proyección.

Para mejorar la velocidad de comercialización y reducir los costos de innovación, la encuesta muestra que cada vez es más frecuente que los fabricantes recurran a proveedores, clientes y organizaciones de investigación de terceros y colaboren con ellos: 81% de los encuestados está adoptando modelos colaborativos de negocio con proveedores y clientes que mejoren el valor de sus inversiones en innovación.

“El enfoque en el desarrollo de productos, la innovación colaborativa y la aceleración de la comercialización requieren nuevas estrategias. Si los fabricantes esperan crecer al impulsar innovaciones de mercado, es necesario que se enfoquen en mejorar la agilidad e integración de su cadena de suministro”, comenta Mario Hernández.

La sexta edición de la encuesta anual incluye la perspectiva de 386 empresarios de la alta dirección de cuatro industrias (aeroespacial y defensa, automotriz, ingeniería de productos industriales, y de metales), así como de dos sectores (conglomerados y dispositivos médicos) en América, Europa, África y Asia.

 

 

Siguientes artículos

El riesgo geopolítico está de vuelta: ¿cómo impacta tu empresa?
Por

La empresa del siglo XXI con vocación de expansión internacional debe estar familiarizada con los riesgos geopolíticos y...