A través del Pacto Mundial de las Naciones Unidas, las empresas pueden impulsar cambios en los países, y promover una buena ciudadanía corporativa, por lo que la sostenibilidad como estrategia de negocios tiene cada vez mayor sentido.

 

Por Jesús González*

La creencia de que la sostenibilidad empresarial consiste en gastar dinero y llevar a cabo acciones filantrópicas se ha vuelto obsoleta: se trata de ver cómo se hace el dinero y cómo lograr que todas las partes involucradas –empresas, gobierno y sociedad- trabajen bajo un mismo objetivo para garantizar a las próximas generaciones las mismas o mejores condiciones de vida con las que contamos hoy.

PUBLICIDAD

Es precisamente a través del Pacto Mundial de las Naciones Unidas (U.N. Global Compact, por su término en inglés) que las empresas pueden impulsar cambios en los países, y promover una buena ciudadanía corporativa, por lo que la sostenibilidad como estrategia de negocios tiene cada vez mayor sentido.

La sostenibilidad empresarial es un concepto que cada vez más adopta bases valorativas, además de mantener condiciones económicas y sociales favorables para el desarrollo de la vida humana tanto en el presente como en el futuro. En línea con el Pacto Mundial, los ejes principales que conforman una estrategia corporativa de sostenibilidad contemplan una serie de temas en los ámbitos económico, ambiental y social, a los que debe prestar atención toda organización que busca ser sostenible:

a) Económico: Gobierno Corporativo, estructura operacional, gestión de riesgos, ética, antilavado de dinero y distribución a accionistas.

b) Ambiental: materiales, energía, agua, biodiversidad, huella de carbono y transporte.

c) Social: prácticas éticas-laborales, derechos humanos, sociedad y responsabilidad con respecto al lanzamiento de nuevos productos al mercado.

 

Los 10 principios del Pacto Mundial

El Pacto Mundial –del cual KPMG es miembro- está compuesto por 10 principios, que se agrupan en cuatro categorías:

Derechos Humanos

  1. Apoyar y respetar la protección de los derechos humanos
  2. No ser cómplice de abuso de los derechos humanos

Estándares Laborales

  1. Apoyar los principios de la libertad de asociación y del derecho a la negociación colectiva
  2. Eliminar el trabajo forzado y obligatorio
  3. Abolir cualquier forma de trabajo infantil
  4. Eliminar la discriminación en materia de empleo y ocupación

Medio Ambiente

  1. Apoyar el enfoque preventivo frente a los retos medioambientales
  2. Promover mayor responsabilidad medioambiental
  3. Alentar el desarrollo y la difusión de tecnologías respetuosas del medio ambiente

Anticorrupción

  1. Actuar contra todas las formas de corrupción, incluyendo la extorsión y el soborno

A partir de estos principios, es posible detectar fortalezas y oportunidades que nuestro país puede considerar para convertirse en una economía sostenible, que busque marcar la diferencia y sumarse a la tendencia con respecto a la responsabilidad social corporativa, tanto a nivel local como global.

 

Oportunidades para un México sostenible

El Competitiveness Report 2014-2015 del WEF posiciona al país en el lugar 61 de un total de 144 países, en términos de competitividad. Con base en este resultado es fundamental potencializar el bono demográfico del que goza México, es decir que mientras más población tenga nuestro país, más capacidades tendrá de crecer y así consolidarse como una economía sostenible e incluyente.

Para cumplir con efectividad los principios del Pacto Mundial y así lograr la sostenibilidad los esfuerzos de las empresas, el gobierno y la sociedad civil en su conjunto deben enfocarse a retos que requieren ser resueltos desde ahora: en la esfera social, el combate a la corrupción, mayor escolaridad y educación de calidad para la población, y mejores sistemas de salud pública; en el ámbito económico, mayor capacidad de innovación y fortalecimiento de la ética en la fuerza laboral mexicana y; en el ámbito ambiental, esfuerzos por reducir la huella de carbono, así como una mejor administración y cuidado de recursos vitales como el agua.

De igual manera, ser sostenible conlleva una transformación inminente y un compromiso en el largo plazo que comienza por un cambio de visión en los tomadores de decisiones de las organizaciones en México. Si bien el Pacto Mundial involucra a empresas grandes y pymes en su mayoría, es vital que sus principios permeen en las micro, pequeñas y medianas empresas del país, sobre todo si consideramos que estas ocupan el 99.5% del total de la comunidad empresarial en el país.

Transformación y congruencia por parte de las organizaciones son dos elementos fundamentales para adoptar e implementar una estrategia de sostenibilidad empresarial. En este sentido, el Pacto Mundial aporta significativamente al diseño de políticas corporativas responsables, ya que constituye una iniciativa voluntaria para generar economías sostenibles e incluyentes en México y el mundo.

* Jesús González es  Socio Líder de Sostenibilidad, Gestión de Riesgos y Gobierno Corporativo de KPMG en México. 

 

Contacto:

Correo: [email protected]mx

Twitter: @KPMGMEXICO

Facebook: KPMGMEXICO

YOUTUBE: kpmgmx

Página web: Delineando Estrategias

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Llegaron los robots que toman decisiones en las empresas
Por

No es un postulado de ciencia ficcion. La inteligencia artificial ha permitido el desarrollo de algoritmos que permiten...