cintillo_1

The Beatles encabezaron una revolución artística e ideológica y lograron estremecer a millones de jóvenes al ritmo de su música. Alrededor de ellos se movía un torbellino económico, social-cultural y hasta político. Los fab four, dejaron un legado de datos curiosos y amor, mucho amor. 

 

 

PUBLICIDAD

La información acerca del cuarteto de Liverpool es infinita. Los análisis de su vida y obra, saturan el mercado y muy poco se puede profundizar en la trayectoria del grupo formado por John, Paul, George y Ringo. ¿Qué más se puede decir de The Beatles? Tal vez lo más trascendente, ahora, sean los detalles. Y existe un libro, que puede guiarte por esos senderos: Here, there and everywhere. Todo acerca de The Beatles, de Gustavo Vázquez Lozano.

El primer detalle sorprendente es que, “durante los años que estuvieron juntos –de 1962 a 1970– The Beatles publicaron solo diez horas y media de música. Además, existen 400 horas de grabaciones en los estudios Abbey Road, con palomazos, versiones alternativas, bromas y algunas canciones que nunca dieron a conocer comercialmente.”

Por desgracia para muchos de los contemporáneos del cuarteto de Liverpool, en México, el gobierno de ese entonces prohibió que el grupo se presentara en el país. “Tenían programado tocar en la Ciudad de México el 28 de agosto de 1965, como parte de su gira por Norteamérica”. Sencillamente se conformarían por verlos en televisión.

Eso ocurriría dos años después, en 1967 “The Beatles aparecieron en la primera transmisión en vivo vía satélite, en la que participaron 19 países y 350 millones de espectadores. El Reino Unido mostró al grupo grabando All you need is love.

Antes, The Beatles hizo su primera aparición en televisión en los Estados Unidos, en el show de Ed Sullivan (9 de febrero de 1964). “The Beatles se presentaron en vivo ante 780 personas y una audiencia televisiva calculada en 73 millones de espectadores. En la misma emisión se presenta el actor Frank Groshin, mejor conocido como El Acertijo en las serie de TV de Batman.”

Aunque al inicio de su carrera, los fab four tuvieron que conformarse con trabajar para una bailarina exótica. “En 1960 el grupo acepto tocar para una bailarina llamada Janice, que se desnudaba al ritmo de la música. Al principio se negaron, pero cuando les ofrecieron diez chelines por cabeza decidieron complacer al público, formado por marinos alcoholizados”.

Ahora resulta difícil de creer que alguien pueda rechazar hacer un contrato con The Beatles, pero hubo quien sí lo hizo. “Antes de conseguir un contrato de grabación con Parlaphone –EMI–, un sello que se dedicaba a producir álbumes de comedias, The Beatles fueron rechazados por tres compañías disqueras: DECCA, Pye y Oriole. Un año más tarde, DECCA, temiendo repetir su monumental error, contrató a The Rolling Stones”.

Como siempre, el inicio (de cualquier empresa, llámese grupo de rock) resulta incierto, hay cambios, reestructuraciones, sobresaltos y errores. Y antes de que el mundo entero los conociera como The Beatles. “…el grupo tuvo otros nombres: The Quarry Men, Johnny and the Moondogs, Beatals, The Nerk Twins –unicamente John y Paul, durante una breve disolución del grupo”.

Tampoco comenzaron siendo el cuarteto de Liverpool. “Al principio eran cinco. En la primera presentación de The Beatles, ya con ese nombre, la banda estaba formada por John Lennon, Paul McCartney, George Harrison, Stuart Sutcliffe y Pete Best. Para algunos, fue la mejor época del grupo”.

Ya con el nombre que habría de acompañarlos por el resto de su carrera como grupo, (y también para toda la vida de una forma indeleble) y ya bien definido quienes eran los integrantes, llego la locura. “Cuando la Beatlemanía alcanzó su punto más alto, en 1964, algunos empresarios vendían pedazos de las sábanas donde The Beatles habían dormido, mechones de su cabello, el agua donde se habían bañado e, incluso, latas con aliento Beatle”. Este furor también se vio reflejado el cuatro de abril del mismo año, cuando los fab four “ocuparon los primeros cinco lugares de las listas de singles de Billboard. Nadie ha repetido tal hazaña…”

El éxito había llegado, las ganancias eran de todo tipo y cuantiosas, pero, como siempre, Taxman se hacía presente.

“Aunque recibían millones de libras desde 1963, año de su primer lanzamiento discográfico, The Beatles pagaban 94 de cada 100 libras de impuestos”.

The Beatles son también pioneros en conciertos masivos. … el 15 de agosto de 1965, tocaron en el Shea Stadium de Nueva York, fue el primer concierto multitudinario de rock de la historia. Asistieron 55 mil personas, entre ellos Mick Jagger, Steve Van Zandt y Meryl Streep.

Fueron precursores del videoclip. “Cansados de ir a todas las estaciones de televisión a promover sus canciones, en noviembre de 1965 The Beatles decidieron grabar películas promocionales de diez temas recientes…”.

También eran magníficos escritores: inventivos, emprendedores y muy imaginativos. A lo largo de sus canciones se puede escuchar un número reiterado de palabras que les gustaba utilizar: “you: 2,262 veces, love: 613, know: 436 baby: 300…”. Solo por mencionar algunas.

Y existen canciones que resultaron una verdadera proeza. Helter Skelter es la canción más pesada de The Beatles. La versión original, sin cortes, dura 27 minutos. Al final se oye a Ringo gritando: ¡I got blisters on my fingers!  (tengo ampollas en los dedos, al español).

Así como también hay otras canciones que podrían ser un auténtico Santo Grial. Según las bitácoras de los estudios EMI, entre las 5:30 y las 9:30 pm del 3 de junio de 1964, John, Paul y George grabaron las primeras versiones de unas canciones –hoy totalmente desconocidas– que traían en mente: It´sfor you, Always and only y You´re my world.

La lista de detalles continúa. Dentro del libro de Gustavo Vázquez Lozano podemos encontrar aún más. Como las diez canciones inéditas “celosamente guardadas en los estudios de Abbey Road” o en ediciones raras de The Beatles. También podemos encontrar por ejemplo: la forma como Paul McCartney encontró la idea para escribir Yesterday, la obsesión de John Lennon por el número 9, los “7 instrumentos inesperados en la discografía Beatle… antes de la era de los sintetizadores”, frases y muchas cosas más.

El tiempo de la música de The Beatles parece ser atemporal. Los fab four fueron, son y serán una inspiración y un motivo, ¿por qué no?, para soñar a través de sus melodías.

 

Siguientes artículos

Los 10 superautos más caros del mundo
Por

  Texto publicado originalmente el 19 de octubre de 2013. Hay coches tan pero tan caros que incluso los muy ricos s...