Reuters.- Los trabajadores de una planta de autopartes de Panasonic en el norte de México eligieron un sindicato independiente esta semana, marcando otra derrota para una de las organizaciones locales más grandes, mientras el país busca fortalecer derechos laborales en línea con un nuevo acuerdo comercial.

El sindicato SNITIS, que surgió de la insatisfacción de los trabajadores con las organizaciones sindicales tradicionales en Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos, ganó en 75% de las casillas en una elección de dos días en la que estaban habilitadas para votar 2,150 personas, dijo el centro federal laboral a ultima hora del viernes.

La organización competidora, el SIAMARM, que forma parte de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), de 86 años de antigüedad, ganó el 25% en la fábrica que elabora sistemas de audio y pantalla para automóviles, principalmente para los mercados de Estados Unidos y Canadá.

Los trabajadores también votaron recientemente en contra de la CTM en General Motors, en el estado central Guanajuato, y en la planta de autopartes Tridonex, en Tamaulipas, ambos sitios que enfrentaron el escrutinio de Estados Unidos por posibles abusos de derechos de trabajadores bajo un nuevo acuerdo comercial con Estados Unidos y Canadá (TMEC).

Lee: Sindicato mexicano busca que EU investigue abusos laborales en planta de Panasonic

SNITIS ganó las elecciones de Tridonex en febrero con casi el 87% de los votos, en lo que líderes sindicales esperaban que provocara un efecto dominó. 

“Eso fue algo arrasador, como fue el resultado también de Tridonex, como esperamos que sea el resultado de todas las fabricas que siguen sumándose a esta nueva era del sindicalismo independiente”, dijo la fundadora de SNITIS, Susana Prieto, en un video difundido en redes sociales después de los resultados de la votación de Panasonic.

La CTM y Panasonic no respondieron inmediatamente a solicitudes de comentarios y el SIAMARM no pudo ser contactado.

El líder del SIAMARM, Alberto Lara, en redes sociales antes de la votación dijo que protegería a los trabajadores vulnerables y que su sindicato ofrecería el mejor contrato.

El SNITIS instó la semana pasada al gobierno de Estados Unidos a investigar la planta de Panasonic por presuntos abusos a derechos de los trabajadores, el último de una serie de conflictos en los que se busca aprovechar el TMEC para mejorar las condiciones laborales en México. 

Las elecciones sindicales de esta semana en Panasonic se derivaron de una votación elevada el año pasado en la que los trabajadores rechazaron su anterior contrato laboral.

Este tipo de votaciones son requeridas por una reciente reforma laboral mexicana para poner fin a la práctica, antes muy extendida, de que los sindicatos y las empresas firman los llamados “contratos de protección” sin conocimiento de los trabajadores.

¿Ya nos tienes en Facebook? Danos like y recibe la mejor información

 

Siguientes artículos

Mina de litio2
Estatización del litio comienza en México con una mina de incertidumbre
Por

México se puede convertir en un referente. Si no en una potencia mundial del litio, sí será un país competitivo con otra...