El servicio de taxis de lujo está por levantar una ronda de financiamiento de 500 mdd, mostrando que ni la compañía ni los inversionistas están preocupados por las protestas en su contra.

 

Por Steve Bertoni

 

PUBLICIDAD

Uber, la popular aplicación de servicio de taxi de lujo, no está preocupada por las protestas de taxistas en varios puntos del globo, por multas de la corte ni por la prohibición de funcionamiento que enfrenta en algunas ciudades, y aparentemente tampoco lo están sus inversionistas.

De acuerdo con The Wall Street Journal, Uber trabaja para recaudar 500 millones de dólares (mdd) en su última ronda de financiamiento, un número que, si se logra, podría darle a la startup un valor mayor a 12,000 mdd. El diario reporta que entre los posibles inversionistas se encuentran “Blackrock Inc., las firmas de capital privado General Atlantic y Technology Crossover Ventures, y otros fondos de riesgo”.

La noticia de una posible valuación de Uber en 12,000 mdd coincide con una protesta de taxistas de Boston para prohibir la aplicación. También hay informes de que los conductores de taxis en Londres planean una protesta masiva anti-Uber. Y esto es sólo en las ciudades donde Uber está oficialmente autorizada a operar. Aunque es muy popular en Nueva York, Los Ángeles y, por supuesto, San Francisco, Uber está actualmente prohibida en muchas grandes ciudades, desde Miami hasta Bruselas. A pesar de los contratiempos políticos, el informe de la agresiva búsqueda de financiamiento de 500 mdd muestra que el jefe de Uber, Travis Kalanick, sigue empujando hacia adelante. Y apuesto a que los inversionistas darán a Kalanick la valuación de más 10,000 millones que quiere.

He aquí por qué:

  • Uber es un producto superior. Añade un valor real tanto a clientes como a conductores. Para los clientes, Uber hace que sea más fácil hacer sus traslados, pagar las tarifas y guardar los recibos, sin mencionar ese enorme liberador de estrés que representa al indicar en dónde está el auto y cuándo llegará. Mientras tanto, los conductores ganan más dinero, tienen la libertad de trabajar cuando quieran y están libres de las políticas, a menudo corruptas, del sistema de asignación humano.
  • Uber es una disrupción de la industria. Hace más fácil encontrar una unidad en ciudades donde hay un mal servicio de taxis. ¿Por qué rentar un auto, o incluso tener uno cuando se puede llamar a Uber?
  • Es una máquina de efectivo que demanda pocos activos. Los números filtrados por Valleywag el invierno pasado, y confirmados más tarde por Uber, mostraron que la compañía estaba obteniendo ingresos brutos de 20 mdd a la semana. Y es sólo un intermediario. Uber no debe hacer frente a los costos de los autos, su mantenimiento ni su seguro, lo que aumenta sus márgenes de forma significativa.
  • Uber podría convertirse en el sistema operativo para toda la logística. El mercado de los taxis es enorme, pero puede que sólo sea el principio. Uber ha sido escenario de trucos de marketing como la entrega de rosas en el Día de San Valentín o la venta de helado en verano. Sí, todo esto atrajo la atención de la prensa, pero también fue una buena prueba para los nuevos mercados en los que Uber podría aprovechar activos infrautilizados, como camiones de reparto infrautilizados o servicios de mensajería, y convertirlos en nuevas fuentes de ingresos.

En resumen, las protestas que enfrenta la compañía siempre estarán en el bando perdedor cuando se trata de una tecnología innovadora y una mejora de la experiencia. Kalanick y los inversionistas lo saben, y Uber levantará esos 500 millones.

 

Siguientes artículos

Los abusadores del hashtag
Por

Es, sencillamente, el símbolo de número o gato que precede a una palabra o frase, y el abuso en su uso es tal que inclus...