La falta de claridad en las promociones especiales puede llevar a molestos malentendidos, especialmente con instituciones financieras.

 

Es increíble la forma en que una promoción bancaria puede hacernos pasar de la alegría a la seriedad y luego al enojo en tan sólo unos momentos. Yo no quisiera hablar mal de los bancos, porque siempre los he considerado una pieza importante para el impulso de los microempresarios y de la economía en general, sin embargo, siempre hay un negrito en el arroz y hoy me tocó en Bancomer.

Les platico como mera anécdota, para que vean que hasta los periodistas somos víctimas de las empresas financieras y para que tomen sus precauciones si se encuentran en la misma situación que yo.

PUBLICIDAD

Sólo basta ser un ciudadano que utiliza el crédito bancario cotidianamente para estar en riesgo de padecer enojos, decepciones y en algunos casos hasta engaños con las promociones bancarias. La semana pasada estaba planeando mis próximos pagos con tarjeta de crédito, entre ellos tenía planeado pagar una colegiatura universitaria como siempre lo había hecho, con una tarjeta de crédito Banamex.

En esas estaba, cuando de pronto llegó a mi celular el aviso de un correo electrónico. Se trataba de una promoción de Bancomer, donde me decía que tenía el 20% de descuento en el pago de colegiaturas en la Universidad Insurgentes, por supuesto no dudé en hacer caso a la promoción. Decidí no pagar con Banamex —como siempre lo había hecho— y fui a pagar con la tarjeta Bancomer.

En la Universidad me indicaron que ellos no estaban enterados de esa promoción, incluso llamaron al Departamento de Finanzas de la Institución para confirmar, y efectivamente, desconocían algún acuerdo para aplicar este descuento (descuento que está publicado en la página del programa de descuentos Vida Bancomer.

Hasta ese momento no me preocupé mucho, pues en la publicidad del programa aparece muy bien señalada en letras grandes y en un recuadro la “Garantía de satisfacción”, la cual dice textual “Si por cualquier circunstancia el comercio no te aplica el descuento o promoción, no te preocupes, sigue estos pasos: 1) Conserva tu comprobante de compra, 2) Llama al 01800 020 7587,  3) Pide tu garantía de satisfacción, podrás elegir entre: El abono a tu cuenta de lo equivalente al descuento o promoción no aplicada, o la compensación del momento”.

Por un momento me sentí protegido con esa supuesta garantía, pero, ahí no paró el asunto. Intenté llamar al teléfono indicado. Me tomó dos días que entrara la llamada.  Ya que lo logré me pidieron que escaneara mi comprobante de pago y lo enviara al correo electrónico [email protected].

Envié el correo, pero me lo regresó varias veces. Decidí volver a llamar, pero ¡o sorpresa!, ya nunca pude comunicarme a ese número. Durante 4 días marqué constantemente y nunca entró la llamada y en algunas ocasiones escuchaba la grabación “el número que usted marcó después de la clave lada no existe”.

Como a muchos de ustedes seguramente les ha pasado, la alegría por ese descuento empezó a transformarse en seriedad ante tal situación. Decidí entonces llamar al área de atención al cliente (Línea Bancomer), al teléfono que viene detrás de la tarjeta, en la Ciudad de México. Ahí, me atendieron dos asesores que me afirmaron desconocer el programa Vive Soluciones y me dijeron que no podían ayudarme en nada.

Entonces mi seriedad empezó a volverse enojo, pues empecé a sentirme engañado, abusado y frustrado por haber decidido cambiar la tarjeta Banamex por Bancomer para hacer este pago.

Finalmente, una semana después, a unas horas antes de escribir esta travesía burocrática bancaria, llamé a la Unidad Especializada de Atención a Clientes (UNE Bancomer), donde me volvieron a mandar a la Línea Bancomer, donde me volvieron a batear con mi promoción, misma que siguen desconociendo los asesores de atención a clientes.

Luego como por arte magia, logré que entrara la llamada al número donde debía solicitar mi garantía de satisfacción. Sentí otra vez alegría, pero después regresó la seriedad. Me explicaron las condiciones del descuento, las cuales no aplican en mi caso por “n” razones. Sólo que quedó la duda ¿por qué la publicidad de Bancomer no lo aclara antes de que los clientes paguen? ¿Es plan con mañana? ¿Es publicidad engañosa?

Después, recibí una llamada de un asesor de promociones para explicarme nuevamente la razón de por qué no aplicaba la promoción en mi caso y también me dijo que aun estaban trabajando en el acuerdo con la Universidad para afinar detalles. ¿Entonces, publicitaron una promoción sin concretar un acuerdo con la Universidad o cómo?

En fin, sólo me dejaron un mal sabor de boca por los servicios financieros, tan necesarios para millones de personas. Espero que esto, o algo similar, no le haya pasado a alguien más por casualidad.

Contacto:
Twitter: @elopez_loyola
Email: [email protected]
Email: [email protected]

*Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Café soluble, la nueva receta de Starbucks en México
Por

La estrategia de la empresa es captar  parte del 72% de los consumidores de café  que prefiere la categoría soluble en e...