Esta noticia fue publicada originalmente el 24 de octubre de 2018

Si vives en Ciudad de México y utilizas tu automóvil como medio de transporte, pagas hasta 82% más que en 2012, solo contando el gasto en gasolinas y peajes, según un ejercicio realizado por Forbes México.

En el rubro de gasolinas, los resultados muestran que el energético incrementó su precio 88% en los últimos seis años. Esto debido a que el litro de gasolina magna, en la capital, pasó de 10.58 pesos, en octubre de 2012, a 19.90 en el mismo mes de 2018.

En cuanto a los peajes, se consideraron dos elementos: que el usuario recorre 20 kilómetros en la autopista Urbana Norte y que, además, realiza un viaje de ida y vuelta a Querétaro.

En el caso de la autopista Urbana Norte, el costo por kilómetro, en promedio, pasó de 1.87 a 6.22 pesos, en el periodo señalado. Así, el incremento registrado es del 232%, por lo que el conductor pasó de gastar 37 a 124 pesos.

Lee también: ¿Por qué los mexicanos ya no pueden comprar autos?

A lo anterior hay que añadir el incremento en el peaje de las dos casetas en la carretera México-Querétaro (Tepotzotlán y Palmillas). El gasto total del recorrido, de ida y vuelta, pasó de 280 a 344 pesos, un incremento del 23%.

Tomando en cuenta estos elementos, el costo de usar un auto en CDMX pasó de 1,481 a 2,657 pesos en compactos; de 1,799 a 3,254 en un sedán; y de 2,222 a 4,050 pesos para una SUV. Así los incrementos van de 79 al 82%, según el tipo de automóvil.

No obstante el escenario puede ser menos alentador, si se considera que el costo del mantenimiento también ha ido al alza.

Te puede interesar:

El precio de gas LP subió 18% durante septiembre

 

Siguientes artículos

Caravana Migrante y los tiempos políticos de EU
Por

La columna preocupa en el discurso y alienta las encuestas. Y es que cuidando su tradicional estilo de tuitear política,...