Serán 230 empresas las que se integrarán al programa “Jóvenes Construyendo el Futuro” impulsado por la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS), que busca integrar a centros laborales a más de 2.3 millones de jóvenes que actualmente no estudia ni trabaja.

Para la operación de uno de los proyectos insignias del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, se destinarán cien mil millones de pesos para otorgar becas de 3,600 pesos mensuales a los participantes, apuntó Luisa María Alcalde, titular de la dependencia durante el evento de presentación del programa.

De acuerdo con Alcalde, el programa busca incluir tanto a jóvenes del campo, zonas urbanas, espacios en donde se quebró el tejido social y mujeres jóvenes que históricamente han sido discriminados de las oportunidades laborales.

“Este programa marca una clara diferencia con políticas sociales de corte asistencialista y clientelas, no habrá intermediarios para que los jóvenes puedan registrarse, toda persona entre 18 y 29 años que no estudie y no trabaje tendrá derecho a recibir una beca para la capacitación del trabajo”, apuntó la funcionaria.

PUBLICIDAD

No te pierdas: McDonald’s también quiere unirse al programa de becas de AMLO

Jóvenes Construyendo el Futuro iniciará sus operaciones en enero del próximo años y se espera que se integren más empresas para poder añadir a sus filas a los jóvenes quede inscriban.

A este evento, organizado en el Museo Nacional de Antropología e Historia, asistieron líderes de cámaras de comercio y empresariales, representantes de las organizaciones privadas y jóvenes que participarán en el programa.

“Los jóvenes que se inscriban podrán vivir una experiencia integral, que va más allá de aprender una habilidad técnica, es una experiencia de vida, de convivencia en la que podrán descubrir cuál es su vocación y como forjar su camino hacia el éxito”, apuntó Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

Este programa está enfocado en apoyar a la inserción laboral de los jóvenes, a través de la capacitación en el trabajo, mismo que arrancará en enero de 2019.

La capacitación no durará más de 12 meses, misma que tendrá una jornada mínima de cinco horas y máxima de ocho, por cinco días a la semana.

La STPS será la responsable de la inscripción de los participantes y de entregar al becario el monto de 3,600 pesos, a través de tarjetas o cuentas bancarias.

Los becarios estarán incorporados al IMSS, para cubrir seguro médico y riesgos de trabajo.

Al momento de inscribirse, las empresas deberán de definir el número de jóvenes por centro de capacitación, tipo de capacitación, escolaridad mínima requerida y compatibilidad con discapacidad.

Por su parte los becarios deberán firmar una carta en la que se comprometen a cumplir con el reglamento interno del centro de trabajo y a guardar confidencialidad y en caso de incumplimiento, incidente o irregularidad, la empresa podrá dar de baja a, becario y avisara a la STPS.

La empresa no estará obligada a contratar al becario pero si otorgar una constancia o certificación al becario.

+Popular:

La recompra de bonos del NAIM, como el Fobaproa, es un rescate a privados

 

 

Siguientes artículos

Autoridades de la Fed apuntan hacia un freno en la subida de intereses
Por

Se preveían tres subidas de las tasas de interés en 2019, pero con los recientes datos macroeconómicos, la Fed podría mo...