La mayoría de las cosas que necesitas para tener una vida saludable está al alcance de tus manos. Aquí te digo cómo.

 

 

En la actualidad es muy frecuente encontrarnos en las redes sociales, en el radio, en la televisión, muchísimos consejos sobre cómo llevar una vida más saludable. Hay recetas de alimentos saludables, de jugos, smoothies, dietas de “desintoxicación”, ejercicios o gimnasios que ofrecen los mejores planes de ejercicio para ser el más saludable, suplementos alimenticios, etcétera.

PUBLICIDAD

 

¿Qué funciona? ¿Qué no funciona?

Es difícil hacer un recuento de todos los productos que se recomiendan, así como de todas las recetas y ejercicios, y no necesariamente son productos o consejos malos , ni son lo mejor ni las únicas maneras de ser saludables.

Quisiera compartirte las principales partes que componen la salud. La OMS define la salud como “un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de enfermedades”. Así tenemos que para estar saludables hay que mantener la salud en 3 esferas:

Física. Hay que comer correctamente, dormir bien, hacer actividad física, evitar sustancias nocivas.
Mental. Evitar el estrés, descansar, tener pensamientos positivos.
Social. Tener relaciones personales positivas, agradables, tener un trabajo que nos satisfaga, familia, etcétera.

Esta vez quisiera comentarte sobre la importancia de mantener la salud física sin necesidad de productos ni dietas maravilla, ni aparatos específicos.

De acuerdo con la Academia Americana de Nutrición y Dietética, la dieta correcta debe ser: completa, variada, suficiente, adecuada e inocua para cada quien. Quiere decir que, al ser completa, será una dieta que incluya TODOS los grupos de alimentos (cereales, verduras, frutas, grasa, carnes, leguminosas). Consumir de varios tipos cada día, o sea, no comer lechuga nada más, o evitar tal fruta porque “tiene mucha azúcar”, la hará variada. Comer lo que necesitas, en cuanto a cantidad de energía, ni de más ni de menos, la hará suficiente. Inocua significa que los alimentos que consumas no te hagan daño, es decir, que no tengan toxinas, por ejemplo, y finalmente adecuada expresa la necesidad de que tu dieta sea la que tú necesitas según el momento de tu vida, es decir, si estás embarazada, o si eres anciano o padeces alguna enfermedad, las necesidades de la dieta serán distintas.

Así que, mientas los platillos que comas tengan las características que comentamos, no será necesario hacer licuados o “desintoxicaciones” con jugos o alimento similares. Por supuesto, para tener evidencia de que tu dieta es saludable y correcta, será conveniente realizarse unos análisis en donde se vea la función de los riñones, el hígado, las concentraciones de albúmina y hierro, lípidos y ácido úrico. Todo esto lo puede revisar un médico, y de ser necesario te orientará en cuanto a los alimentos que debes cambiar o agregar en tu día a día.

Ahora, según el Colegio Americano de Medicina del Deporte, la actividad física es básica para mantener una buena salud. Esta asociación no recomienda algún aparato o ejercicio en específico; simplemente recomienda la cantidad de ejercicio necesaria cada semana. Hay que procurar hacer 150 minutos de ejercicio aeróbico mínimo (que incremente tu frecuencia cardiaca) a la semana , y un par de veces a la semana realizar ejercicio de fortalecimiento (ejercicios de fuerza), y yo recomiendo, en cuanto al tipo de ejercicio, hacer el que te guste más. No es necesario comprar el superequipo para hacer abdominales en casa si te choca hacer abdominales. Tampoco es cierto que la natación es el mejor ejercicio; el mejor es el que te guste, porque lo harás a diario y con gusto.

Así que, esto es lo que quiero compartirte hoy: Si llevas una alimentación como la que mencioné, y haces algo de ejercicio, además de evitar sustancias nocivas como tabaco, alcohol en exceso, drogas y medicamentos sin prescripción, la parte física de tu salud estará en buen estado, sin necesidad de suplementos, complementos, “desintoxicantes” ni aparatos maravillosos. La mayoría de las cosas que necesitas están al alcance de tus manos.

Hablaremos de las otras partes de la salud próximamente.

¡Hasta pronto!

 

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @marsimar

 

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

9 gadgets que querías y no podías comprar
Por

¿Sigues esperando el momento de comprar esos minidrones que presentaron en el CES? Pues rompe el cochinito porque ya vie...